Publicado 29/03/2019 13:15:00 +01:00CET

La Generalitat aprueba el decreto que obliga a la precontratación de 15 minutos para las VTC

Maria José Salvador y Mónica Oltra en la rueda de prensa posterior al pleno.
EUROPA PRESS - Archivo

Salvador asegura que Abogacía respalda legalmente el decreto y que el objetivo es la "convivencia" de VTC y taxis

VALNCIA, 29 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Consell ha aprobado este viernes el decreto ley que regula la prestación del servicio de transporte público de viajeros mediante vehículos con conductor (VTC) que establece la obligación de contratarlo con una antelación de al menos 15 minutos, y que prohíbe la geolocalización y la captación de clientes en la calle.

Tras este paso, el decreto se publicará en el Diari Oficial de la Generalitat y entrará en vigor al día siguiente, excepto la precontratación, que entrará en vigor en un plazo de dos meses como máximo con el objetivo de facilitar el despliegue de las medidas técnicas adecuadas para su aplicación.

"Necesitamos un tiempo prudencial de adaptación de las VTC a este registro" estatal que se pondrá en marcha el 1 de abril, de ahí el periodo de transitoriedad "por cuestiones técnicas, ha explicado la consellera de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, María José Salvador.

El objetivo del texto, que tendrá que ser convalidado por la Diputación Permanente de Les Corts --previsiblemente el 10 de abril--, es "garantizar espacios de convivencia entre las VTC y el sector del taxi" y "evitar situaciones de conflicto que generan perjuicio principalmente al usuario". Además, ha subrayado que se regulan las VTC y no las plataformas digitales que hacen de intermediarias como Uber o Cabify.

Ha destacado que el informe de la Abogacía de la Generalitat "apoya cada una de las medidas que se contemplan", al ser preguntada sobre la posible interposición de demandas por parte del sector de las VTC. Ese informe, ha dicho, es claro y "no plantea que concurra ninguna de las casuísticas que pueden generar indemnización".

Aunque ha indicado que cualquier entidad, persona o asociación está "en su legítimo derecho" de acudir a los tribunales si así lo decide, ha insistido en que la Abogacía "entra a valorar esta cuestión y dice que no concurren las causas para generar un derecho de indemnización" y señala que se cumple "escrupulosamente el bloque de constitucionalidad".

QUINTA COMUNIDAD EN REGULAR

Salvador ha señalado que con este decreto la Comunitat Valenciana se convierte en la quinta autonomía en regular la prestación del servicio de VTC tras Aragón, País Vasco, Baleares y Cataluña, y se refiere al transporte interurbano, que es sobre el que tiene competencia, habilitando a los municipios para que hagan lo propio en sus respectivos ámbitos.

Ha recordado que el Estado habilitó a comunidades y municipios a regular esta cuestión ante el aumento de las autorizaciones VTC, un sector "que no está tan regulado como el sector del taxi, que está sometido a una fuerte regulación", lo que "está afectando de manera inmediata y significativa a la ordenación del transporte en el ámbito urbano y en el de las áreas de prestación conjunta, con desajustes en la oferta y demanda".

Esta situación, ha indicado, justifica fijar "un marco estable que garantice el derecho de la ciudadanía a emplear estas formas de transporte en condiciones óptimas y equilibradas para ambos sectores". Por ello, el Consell considera que el decreto ley es el instrumento jurídico adecuado para realizar esta regulación y así lo avala el informe de la Abogacía que entienden que hay razones de extraordinaria y urgencia necesidad para ello.

AUTORIZACIÓN DE LA CONSELLERIA

El decreto establece que la prestación del servicio de VTC únicamente podrá realizarse por las personas, físicas o jurídicas, que sean titulares de la autorización administrativa que les habilite expedida por la Conselleria, que estará referida a cada uno de los vehículos, que deberán llevar un distintivo de identificación.

Los servicios deberán contratarse, al menos, con una antelación de 15 minutos previos a su efectiva prestación y deberá quedar constancia de los mismos en un registro de comunicaciones. Se exceptúan de esta previsión los servicios que se tengan que realizar de forma inmediata, como consecuencia de urgencias, emergencias y asistencia en carretera.

Los vehículos adscritos a las autorizaciones no podrán, en ningún caso, circular por las vías públicas en busca de clientela ni propiciar la captación de personas viajeras que no hubiesen contratado previamente el servicio. Se considera captación de clientela la geolocalización y, por tanto, no se permite su utilización.

SIN APARCAR EN LA CALLE

Tampoco se permite el estacionamiento en las vías públicas, debiendo hacerlo en garajes o aparcamientos no ubicados en ella, igual que el estacionamiento en lugares de concentración y generación de demanda de servicios de transporte como puertos, aeropuertos, estaciones de ferrocarril y de autobuses, centros comerciales y de ocio, instalaciones deportivas, hoteles, paradas de taxis, hospitales o cualquier otro establecimiento similar, que pueda propiciar la captación de clientela.

Todos los servicios de transporte que discurran íntegramente por la Comunitat o que tengan en ella su inicio o fin deberán comunicarse previamente al registro de comunicaciones que establece el decreto estatal y la contratación habrá de realizarse siempre por la capacidad total del vehículo sin que, en ningún caso, pueda realizarse una contratación individual o por plazas.

Cada vez que se sustituya uno de los vehículos VTC se hará por otro que utilice como fuente de energía la electricidad, el hidrógeno, los biocarburantes, los combustibles sintéticos y parafínicos, el gas natural y el gas licuado del petróleo. También podrá sustituirse por un híbrido.

MÁS DE 4.600 LICENCIAS DE TAXIS Y 377 VTC

Ante la pregunta de si con este decreto se compatibiliza el servicio de taxis y VTC o es una manera de hacer salir a estas últimas de la región, Salvador ha señalado que todo el mundo es consciente de que "los cambios llegarán a todos en un mundo global" pero no se podía avanzar en este campo "sin el acuerdo de quien siempre ha prestado un servicio público como el taxi".

Ha indicado que actualmente en la Comunitat existen 4.695 licencias de taxi por 377 licencias de VTC y ha incidido en que se busca "garantizar espacios de convivencia, de armonización t evitar situaciones de conflicto que generan perjuicio principalmente al usuario".

También ha señalado, al ser preguntada si la norma se anticipa para evitar un vacío legal como el de Barcelona, ha señalado que la Comunitat no puede estar mirándose permanentemente "en el espejo de Cataluña" porque en primer lugar aquí no existe esa conflictividad y las cifras cuantitativas de VTC no tienen "nada que ver".

Para leer más