Javier Puebla experimenta la aventura y el riesgo de Alfonso de Portago en 'El sabor del último beso'

El escritor Javier Puebla propone un carrusel de "aventura, amor, riesgo y muerte" en la novela 'El sabor del último beso', en la que evoca la figura de Alfonso de Portago,
El escritor Javier Puebla propone un carrusel de "aventura, amor, riesgo y muerte" en la novela 'El sabor del último beso', en la que evoca la figura de Alfonso de Portago, - LA ESFERA DE LOS LIBROS
Publicado: domingo, 3 diciembre 2023 12:16

   VALÈNCIA, 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

   El escritor Javier Puebla propone un carrusel de "aventura, amor, riesgo y muerte" en la novela 'El sabor del último beso', en la que evoca la figura de Alfonso de Portago, "el marqués sin miedo".

   En la obra, que publica La Esfera de los libros, el autor rememora la increíble vida de Alfonso Cabeza de Vaca, marqués de Portago.

   Ahijado de Alfonso XIII, por línea paterna descendía del conquistador Alvar Núñez Cabeza de Vaca. Su madre, americana, era una de las mujeres más ricas del mundo.

   Fue amante de la primera "supermodelo" de la historia -Dorian Leigh, que inspiró a Truman Capote el inolvidable personaje de Holly Gollightly- y de la actriz Linda Christian. Era capaz de jugarse la vida por ganar una apuesta pasando por debajo de un puente con una avioneta. Tenía casas en Biarritz, París, Saint Moritz, la Quinta Avenida de Nueva York y un palacio en la calle Serrano de Madrid. Y fue el primer piloto español que condujo un Ferrari y se subió al podio en una carrera de Fórmula 1.

   'El sabor del último beso' es "un libro para disfrutar leyendo".

   "Hay aventura, hay amor, hay riesgo y hay muerte. Y a ello hay que añadir que te transporta a una época no tan lejana en la que el mundo era muy diferente, con muy pocas normas y en el que las personas podían escuchar a su instinto y actuar libremente", asegura Puebla a Europa Press.

   El escritor se vio seducido por el personaje de Alfonso de Portago, una "persona que se rige por el lema 'cuando me da miedo algo, lo hago'". "Era evidente que de su mano, convirtiéndome en él era evidente que iba a disfrutar de aventuras increíbles; y así fue", apunta.

   El autor espera que los lectores descubran de su protagonista "el amor por la libertad, su capacidad para centrarse en el presente y no dejarse llevar sólo por planes de futuro".

   Sobre el papel del género literario histórico, ha reflexionado sobre el hecho de que "la novela ante todo es novela, y es ficción y como tal tiene la obligación de proporcionar horas de placer y distracción al lector".

   Y añade: "Creo que no puede haber mejor manera de descubrir el pasado que de la mano de un creador nos lo traiga y sea capaz de hacernos sentir que estamos allí. Cualquier lector, gracias al modo en que está escrito el libro, la velocidad y profundidad de inmersión, viajará en el tiempo con mi amigo Portago, el marqués sin miedo, y conmigo: porque a mí también se me puede llamar FON".

"BUENA COCINA LITERARIA"

   Añade Puebla que antes de ponerse a escribir busca "un estado de ánimo, que es como la base de la pizza en el proceso: sirve para mezclar del mejor modo posible todos los ingredientes del guiso, todos los datos constatados y estudiados previamente". "Es algo que me gusta hacer: buena cocina literaria", resume.

   Finalmente, concluye que "velocidad, pasión y glamour son

   ingredientes perfectos para enganchar al lector". "Hasta ahora no te tenido noticias de ningún lector defraudado. Y eso hace que me sienta satisfecho, y también agradecido, como autor", acaba.