El PP presentará una batería de iniciativas contra los "atropellos" del Botànic en educación

Publicado 13/08/2019 14:42:01CET
La portavoz de Educación del PPCV en Les Corts, Beatriz Gascó, en rueda de prensa
La portavoz de Educación del PPCV en Les Corts, Beatriz Gascó, en rueda de prensaEUROPA PRESS - Archivo

Vuelve a denunciar "imposición" del valenciano y "sectarismo" al "marginar" el castellano en las aulas

VALÈNCIA, 13 Ago. (EUROPA PRESS) -

El PP presentará en Les Corts una batería de iniciativas y Proposiciones No de Ley (PNL) para "contrarrestar" y denunciar los "atropellos del Botànic" en materia de educación, así como la "imposición" del valenciano en las aulas.

Así lo ha avanzado este martes en rueda de prensa la portavoz de Educación del grupo 'popular', Beatriz Gascó, que ha denunciado la "catalanización" del sistema educativo y "el "sectarismo e intento de manipulación y engaño a las familias valencianas" por parte de la Generalitat para "imponer un sistema educativo único calcado del modelo catalán donde la única lengua que se estudie sea el valenciano".

Para contrarrestar la "falta de pluralidad del Botànic", el PP pretende presentar una Proposición no de Ley (PNL) que permita "garantizar que al menos un 30% de la enseñanza en todos los municipios de la Comunitat sea en castellano", un principio "irrenunciable" para "hacer desaparecer el modelo único".

"Queremos que las familias y la sociedad conozcan donde están las trampas y dónde están los peligros, para que sepan detectarlos y puedan denunciar cada episodio irregular que se produzca en las aulas. Se está produciendo un engaño a las familias porque la norma plurilingüe impone un modelo educativo único, siguiendo Compromís el mismo modus operandi que se siguió en Cataluña", ha aseverado la 'popular'.

Ha criticado que "el hecho de que Compromís, un partido pancatalanista, radical y minoritario, coja las riendas de la educación e imponga su voluntad es el precio que tenemos que pagar todos los valencianos porque Ximo Puig esté sentado en el Palau de la Generalitat". También ha tildado de "estafa lingüística" la Ley de Educación.

Frente a ello, ha denunciado la reducción al 25% de las horas lectivas en castellano en las aulas, lo que ve como un intento de "equiparar la realidad catalana a la de la Comunitat, cuando no tienen nada que ver", algo que cree que demuestra el "sectarismo y la marginación del castellano". Ha recordado que el Estatut de Autonomía establece que saber valenciano "es un derecho, pero no una obligación".

"SOLO UN 25% EN CASTELLANO"

Gascó ha insistido que el Botànic "trata de imponer su voluntad con un modelo único para evitar fisuras". Como consecuencia, "están desapareciendo las líneas en castellano, mientras que han conseguido sin hacer ningún ruido que en casi todos los centros se imparta como mínimo un 65% del horario lectivo en valenciano, y solo un 10% en inglés y un 25% en castellano".

A su juicio, el Consell "pretende tratar a todo el alumnado de forma homogénea para que piense de la misma manera". De hecho, ha tildado de "aberración" que a los alumnos de otras autonomías se les haga una adaptación curricular, "tratados como alumnos con necesidades especiales".

Ha denunciado, en la misma línea, la "marginación" de las familias en los consejos escolares, donde "representan un porcentaje muy minoritario y solo el 13% de ellas tiene derecho a votar la aprobación de los proyectos lingüísticos", a la vez que ha criticado las "injerencias" de la administración, "que intenta controlar en qué lengua se habla en las actividades extraescolares, algo que va más allá de su competencia".

Para paliar esta "vulneración", el PP va a presentar una iniciativa para pedir que los proyectos lingüísticos "estén regidos por tres variables fundamentales": la consulta a las familias, la planificación y los resultados académicos para "saber el nivel de los alumnos". "No puede ser que el sectarismo sea la única razón a la hora de aprobar proyectos lingüísticos", ha reiterado.

"PREOCUPACIÓN" POR LA COOPERACIÓN CON ENTIDADES CULTURALES

También ha expresado su "preocupación" sobre la cooperación de los centros con identidades culturales y los convenios que han firmado con ellas para que "puedan acceder a las escuelas". "Es peligroso si esto significa que Escola Valenciana, una entidad que defiende la construcción de los 'Països Catalans', Plataforma per la Llengua o Acció Cultural (ACPV) van a entrar en el horario lectivo en las aulas; se da prioridad al aleccionamiento identitario antes que a la educación", ha advertido.

El PP pretende solicitar una copia de las organizaciones autorizadas a entrar en los centros educativos, así como las actividades relacionadas con cuestiones lingüísticas y los convenios con asociaciones para "saber quiénes y para qué entran en las aulas".

También presentar una Proposición No de Ley (PNL) para "acabar con las subvenciones a entidades que no cumplan con el Estatuto de Autonomía y la Constitución, para evitar que se financie con el dinero de todos a quienes se dedican a hacer propaganda del independentismo catalán".

PLANES DE NORMALIZACIÓN LINGÜÍSTICA

A modo de ejemplo, Gascó ha criticado que en los planes de normalización lingüística "se está preguntado a los centros la lengua en la que se cuelgan los carteles, se dan las notas o se realizan las graduaciones", una "auténtica inquisición e injerencia en la autonomía de los centros".

Por ello, el PP quiere impulsar una iniciativa para que los textos de todos los documentos oficiales y notificaciones que les lleguen a las familias sean bilingües. También solicitar los planes de normalización lingüística "de todos los centros".

"Los únicos proyectos experimentales válidos para el Botànic son los de inmersión lingüística", ha criticado la 'popular', al tiempo que ha denunciado que el Consell "utiliza el inglés como excusa para acabar imponiendo el valenciano" y ha criticado la limitación que marca la ley de la impartición de un máximo del 10% del horario lectivo en inglés en Educación Infantil.

Ha asegurado así que el Consell "se hace trampas a su propia ley", ya que ha apuntado que se acordó que el 25% de las horas lectivas se impartiese en castellano en asignaturas troncales. Sin embargo, ha asegurado que en el PP han recibido "infinidad de quejas" de casos en los que no está siendo así y "se están dando en castellano asignaturas que no son troncales".

Ante esta situación, el grupo apuesta por una solicitud de documentación a la Conselleria para conocer el número de quejas y denuncias e impulsar una iniciativa para exigir "que se respete la decisión de las familias" de la lengua. Según Gascó, "Marzà ha relegado a un segundo plano la inspección y los que hacen y deshacen a su antojo son los asesores lingüísticos, algo que no se puede consentir".

En definitiva, la portavoz de Educación ha asegurado que el PP seguirá "denunciando los atropellos del Botànic y la imposición del valenciano para garantizar la pluralidad, neutralidad y libertad en las aulas", a la vez que ha destacado la apuesta por "promover la lengua valenciana, y no por imponerla".

Contador