Tres menores de la Comunitat Valenciana, en seguimiento por hipertricosis a causa del omeprazol contaminado

Publicado 28/08/2019 13:13:57CET
Inagen de recurso de material médico
Inagen de recurso de material médico - PIXABAY - Archivo

Fueron detectados en la primera alerta y en la segunda "no hay riesgo" en la región porque los lotes afectados no se han comercializado

VALÈNCIA, 28 Ago. (EUROPA PRESS) -

Tres menores de la Comunitat Valenciana se encuentran en seguimiento por parte de sus pediatras tras sufrir síntomas de hipertricosis o exceso de vello a causa de omeprazol contaminado con un producto para la alopecia. Estos casos fueron detectados durante la primera alerta el pasado julio y, respecto a la segunda, la autonomía no presenta "ningún riesgo", ya que los lotes afectados no se han comercializado.

Así lo ha precisado la consellera de Sanidad Universal y Salud Pública, Ana Barceló, quien ha explicado que, a raíz de la primera alerta emitida desde la Agencia Estatal del Medicamento se retiró a los niños el tratamiento y, actualmente, "están teniendo un seguimiento por parte de sus pediatras" y evolucionan "bien".

Respecto a la segunda alerta, la consellera ha subrayado que "los lotes no han sido comercializados" en la Comunitat Valenciana y, por tanto, "no hay ningún riesgo".

Barceló ha remarcado que "los controles siempre existen, para eso está la Agencia Estatal del Medicamento". "Y nosotros tenemos controlados dónde se despachan los medicamentos para activar el protocolo de retirada y de puesta en conocimiento a los pacientes y a los facultativos".

Fuentes de la Conselleria de Sanitat han apuntado que los lotes retirados por la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios de omeprazol son de un principio activo dedicado a la elaboración de fórmulas magistrales de uso humano y veterinario, no solo para bebés.

En lo que respecta a la Comunitat Valenciana, previamente a la alerta R_19/2019 de 11 de julio de retirada del mercado del lote de principio activo de omeprazol, en esta región, el 9 de julio, ya se había identificado la oficina de farmacia receptora del lote afectado.

Inmediatamente, se procedió a la inmovilización del producto por el servicio de inspección correspondiente, y antes de que se emitiera alerta ya se había identificado a los pacientes. Todo ello fue consecuencia de la investigación realizada por la Aemps (Departamento de Inspección y control de medicamentos), que a raíz de una incidencia en Cantabria, comunicó a la Conselleria de Sanitat la posibilidad de casos en la Comunitat Valenciana e instó a la solicitud de inspección.

"SEGUIMIENTO CONSTANTE"

Junto con los farmacéuticos de área y los prescriptores de la formulación, el Servicio de Ordenación, Control y Vigilancia de Productos Farmacéuticos (Socvpf) identificó tres casos relacionados con el lote identificado por la AEMPS como afectado. A los tres menores se les retiró el tratamiento y están teniendo un "seguimiento constante" por sus pediatras, aseveran estas fuentes.

Además, se difundió la alerta a todos los farmaceúticos de área para hacerla extensible a los profesionales subsidiarios de realizar estas prescripciones, así como a centros sanitarios y a las oficinas de farmacia.

Posteriormente, la AEMPS emitió una ampliación de la alerta con la identificación de nuevos lotes afectados, procediéndose a comprobar que ninguno de ellos estaba distribuido en la Comunitat Valenciana.