Actualizado 30/09/2015 14:05 CET

60 años de la muerte de James Dean: 10 curiosidades del eterno rebelde

60 Años De La Muerte De James Dean
Foto: EUROPA PRESS

MADRID, 30 Sep. (EDIZIONES)

   Seis décadas han pasado desde aquel fatídico 30 de septiembre de 1955 cuando en un solitario tramo de una carretera del norte de California James Dean murió en un choque frontal. El Porsche Spyder 550 que conducía se estrelló contra un Ford que giró sin ver, aseguró su también joven conductor, el vehículo de Dean. Murió en el acto.

   Aquella tarde falleció con tan solo 24 años una de las estrellas más prometedoras de Hollywood y comenzó a forjarse, como suele ocurrir en estos casos, el mito. La leyenda del 'Rebelde sin causa' que se ha ido agrandando más y más hasta convertir su nombre en un referente, en el icono 'Gigante' que difícilmente hubiera logrado ser en vida.

   Había trabajado en varias series de televisión, pero cuando murió solo había protagonizado tres películas. Y de ellas solo una había visto la luz una: A este del Edén, la adaptación de la novela de John Steinbeck dirigida por Elia Kazan. Y un solo título sirvió para poner a crítica y público a sus pies.

   Luego se estrenarían Rebelde sin causa y Gigante, dos títulos póstumos que convertirían al joven de Indiana en leyenda y su imagen en un icono del inconformismo juvenil. La última, en la que compartía planos con Elizabeth Taylor y Rock Hudson, no terminó de rodarla.

   Una carrera a todas luces demasiado corta, pero muy intensa que dejó un buen ramillete de datos curiosos y rarezas, que ahora repasamos.

Para leer más