1 de abril de 2020
 
Publicado 16/02/2020 20:44:57 +01:00CET

El Unicaja alarga un año más la maldición del anfitrión

Alberto Díaz (Unicaja) durante la final de Copa
Alberto Díaz (Unicaja) durante la final de Copa - ACB PHOTO

MÁLAGA, 16 Feb. (del enviado especial de EUROPA PRESS, Guillermo Sáez) -

La contundente derrota del Unicaja ante el Real Madrid en la final de la Copa del Rey, disputada este domingo en el Martín Carpena, ha provocado que se alargue un año más la 'maldición' del anfitrión, tan característica del torneo y que solo han evitado dos clubes desde que se introdujo el formato moderno.

En la temporada 1983-84, cuando debutaba el actual formato de fase final, el CAI Zaragoza de los hermanos Arcega y el malogrado Kevin Magee fue llevado en volandas por un público apasionado para doblegar al FC Barcelona (81-78) y lograr el primer título nacional del club aragonés.

Aquel hito que animó al Joventut a pedir la organización de la siguiente temporada sin correr la misma suerte. Ahí comenzó esta especie de 'maldición' que solo ha roto el Baskonia desde entonces, concretamente en 2002.

En aquella apretada final, el club vitoriano, denominado por entonces TAU Cerámica, se impuso al FC Barcelona (85-83) con el liderazgo de Dejan Tomasevic (20 puntos, 8 rebotes) y Elmer Bennett (17, 6 asistencias), que dejaron sin premio la excepcional actuación de Sarunas Jasikevicius (28).

Casi dos décadas después, ningún anfitrión ha vuelto a tocar la gloria, aunque al Unicaja le ha quedado el consuelo de haber llegado hasta la final, ya que en sus tres anteriores experiencias como anfitrión ni siquiera había pasado de cuartos de final (2001, 2007 y 2014).

De esta forma, el equipo malagueño se suma a la lista de anfitriones que se quedan a las puertas del título junto con Ron Negrita Joventut (1985), TAU Cerámica (2008), Real Madrid (2011 y 2019) y FC Barcelona Regal (2012).

Para leer más