Actualizado 08/08/2009 16:33 CET

La vuelta de Schumacher incrementa un 50% la venta de entradas para Valencia

VALENCIA, 8 Ago. (EUROPA PRESS) -

La consellera de Turisme de la Generalitat Valenciana, Angélica Such, valoró este sábado el creciente ritmo de venta de entradas para el Gran Premio de Europa de Fórmula 1, que se celebrará en el circuito urbano de Valencia los días 22 y 23 de agosto, al tiempo que destacó que la afluencia de visitantes "incrementará las cifras de ocupación en la ciudad de Valencia para el mes de agosto".

Such, en una entrevista concedida a Europa Press, destacó el repunte de las ventas experimentado en las últimas semanas, especialmente tras conocerse que el piloto alemán Michael Schumacher, siete veces campeón del mundo y retirado en 2006, será el encargado de sustituir al brasileño Felipe Massa a los mandos del monoplaza de Ferrari.

De hecho, la venta de entradas registró un incremento del 50 por ciento la pasada semana, desde que se confirmó la presencia de Schumacher en Valencia, con cerca de 10.000 entradas vendidas, frente a las 6.500 de la semana anterior.

Así, esta semana se logró superar la cifra de 40.000 localidades vendidas para presenciar en directo el Gran Premio de Europa en el 'Valencia Street Circuit', que cuenta con un aforo de 75.000 localidades.

Such reconoció, no obstante, que "es posible que por la situación económica actual se pueda ver afectado" el número total de entradas vendidas, de modo que no se alcancen cifras cercanas a las del pasado año, cuando la primera edición de la prueba congregó a un total de 212.134 espectadores a lo largo del fin de semana.

En concreto, según datos de Valmor Sport consultados por Europa Press, la empresa encargada de la organización de esta prueba del Mundial de Fórmula 1, el día de mayor afluencia fue el domingo 24, día de la carrera, en el que entraron al circuito un total de 115.123 personas, entre espectadores y miembros de los equipos.

El viernes, el día más flojo en cuanto espectadores, se dieron cita un total de 28.277 personas, mientras que el sábado, el día de la calificación, se acercaron hasta el trazado valenciano un total de 68.784 espectadores para seguir las evoluciones de los pilotos.

En cualquier caso, la titular de Turisme hizo hincapié en que "día a día, las reservas y la compra de entradas se están moviendo en el último momento y cada día hay mayores adquisiciones", por lo que abogó por "esperar un poco para ver cuál es el resultado de este año, aunque posiblemente pueda tener, por la situación económica, un efecto distinto al del año pasado", insistió.

Recalcó, no obstante, en que "es importante tener aquí un gran evento, y que lo podamos medir en términos de rentabilidad turística y de conocimiento de nuestro destino en todo el mundo", dado que supone "un nuevo reclamo turístico y se convierte en una oferta turística especifica, que está aquí y no está en otro lugar".

Such destacó que, gracias a albergar la prueba automovilística, se logra atraer a "muchos visitantes movidos por presenciar ese evento" para invitarlos "a conocer la ciudad de Valencia y no sólo la ciudad", sino también "lugares cercanos" a la misma, gracias a los paquetes turísticos ofertados que incluían entrada, transporte y alojamiento en "zonas limítrofes o más cercanas" a la ciudad.