Fútbol Club Messi

Publicado 07/06/2015 0:02:33CET
El delantero argentino del Barcelona, Leo Messi
REUTERS

MADRID, 7 Jun. (EUROPA PRESS) -

El delantero argentino del Barcelona, Leo Messi, autor de diez dianas en competición europea, ha añadido otra Liga de Campeones a su palmarés personal, el cuarto entorchado europeo tras los conquistados en los años 2006, 2009 y 2011, tras el triunfo obtenido en la final disputada contra la Juventus de Turín en el Estadio Olímpico de Berlín, cosechando el tan ansiado 'triplete' de la temporada tras levantar la Liga española y la Copa del Rey.

El rosarino, al contrario de lo que sucediera en las dos últimas finales de la 'Champions League' que jugó con la camiseta blaugrana enfrentándose contra el Manchester United, no vio portería en Berlín aunque sí que fue decisivo a la hora de fabricar dos de los tres goles del FC Barcelona. Se inventó una asistencia a los tres minutos de partidos con la que habilitó a Neymar en el gol de Ivan Rakitic y con el empate se la jugó con un par de regates y un disparo que acabó con un remate a las redes de Luis Suárez tras un mal despeje de 'Gigi' Buffon.

Así las cosas, el astro argentino acaparó los focos de atención al convertirse en uno de los elementos necesarios capaces de desequilibrar la balanza durante el desarrollo de una final. "Es la clave, ningún equipo sabe cómo pararle. El equipo en el que juega siempre está más cerca de la victoria que su rival", sentenciaba durante la previa del encuentro el exfutbolista alemán Franz Beckenbauer, voz autorizada de este deporte con tres 'Champions' y un Mundial (1974) en su haber.

A sus 27 años de edad, y hace justamente diez desde que maravillara por primera vez al público culé en un Gamper precisamente contra la Juventus de Turín como rival, Messi ha vuelto a marcar las diferencias para que el FC Barcelona sacara en Berlín el máximo beneficio posible y levantara la preciada 'Orejona'.

No es la primera ocasión que el equipo dirigido por Luis Enrique saca provecho a las virtudes de 'La Pulga', hombre intocable en Can Barça por sus privilegiadas condiciones y sus características técnicas. Como el apóstol San Pedro, rescatando una referencia religiosa, el argentino ha abierto las puertas del cielo a la entidad azulgrana para colocar en la vitrina del Camp Nou el quinto título de la Liga de Campeones.

En el 'triplete' que ha cosechado el Barça en la primera temporada de Luis Enrique en el banquillo, Messi ha sido decisivo para cerrar un año repleto de éxitos. Con 43 dianas en el campeonato doméstico, cinco menos que el 'Pichichi' Cristiano Ronaldo, el héroe culé anotó el gol al Atlético de Madrid que terminó por dar la Liga en el Vicente Calderón. Solo trece días después se echó, una vez más, el equipo a la espalda para brindar la Copa del Rey, firmando una coreografía de regates repleta de virtuosidad dejando a tres rivales por el camino y batiendo a Iago Herrerín por el palo corto.

HISTÓRICA 'MSN'

En apenas un año, el amante del balompié ha pasado de presenciar a un apático Messi con problemas físicos y con la mente puesta en el Mundial de Brasil a un superlativo jugador capaz de romper la monocromía con todo su esplendor. En la mejora de su rendimiento ha tenido mucho que ver la sociedad formada con el uruguayo Luis Suárez y el brasileño Neymar, formando un tridente imparable.

La ambición por ganar de Suárez junto al compañerismo que ha demostrado Neymar han sido los ingredientes necesarios que ha preparado Luis Enrique para servir al Camp Nou una sociedad irrepetible, bautizada como 'MSN' por las iniciales de sus tres compentes.

Entre ellos han firmado 122 goles, una rúbrica que supera las 118 dianas de Karim Benzema, Cristiano Ronaldo y Gonzalo Higuaín con el Real Madrid durante la campaña 2011/12, temporada, que pasará a la historia por ser calificada por José Mourinho como 'La Liga de los 100 puntos'.

Para leer más