Publicado 27/10/2016 18:08CET

Un perro estuvo esperando un mes a sus dueños en el lugar donde le abandonaron

   EDIZIONES, 27 Oct.

Un perro, de nombre Boo, fue abandonado en Detroit cuando sus dueños se mudaron de casa. Dejaron al animal junto con un par de muebles y un colchón en una calle de esta ciudad americana. El pobre perro, creyendo que sus dueños volverían a buscarlo, se quedó junto a las posesiones abandonadas de sus amos, exactamente en el mismo sitio donde lo habían dejado.

   Ahí se quedó durante un mes, esperando el regreso de sus queridos amos. Un vecino de la zona donde estaba el pequeño Boo, se dio cuenta de la situación, y preocupado por el abandonado animal, se puso en contacto con Mike Diesel, miembro de la protectora de animales Detroit Youth & Dog Rescue para que rescatara al pobre cánido. Este es el post de Facebook de Liz Marie, una vecina que se hizo eco de la historia:

   “Esta foto me ha roto el corazón y estoy llorando, literalmente. Conoce a Boo, este precioso chico que fue abandonado junto con algunos muebles tras la mudanza de sus dueños. Se quedó junto a las cosas y nunca las abandonó, confuso y solitario. Fue rescatado por Mike Diesel después de que un vecino le contactara al estar Boo en la calle durante al menos una semana. Mike estuvo 11 horas trabajando para ganarse la confianza de Boo y poder rescatarle”.

   Según declaraciones de Mike Diesel a BuzzFeed, cuando lo llevó al veterinario, se dieron cuenta de que el pobre can estaba afectado por el gusano del corazón, un parásito que, si no se trata, puede llegar a causar la muerte del animal. Boo se quedará durante los próximos seis meses en la protectora recibiendo tratamiento para curarse, y más tarde podrá ser dado en adopción. Una historia triste, pero con final feliz.