'Detectives de la ESO', el grupo de adolescentes que corrige las faltas ortográficas de famosos en redes sociales

Actualizado 18/09/2019 16:31:40 CET
Pantallazo de la cuenta de 'Detectives de la ESO'.
Pantallazo de la cuenta de 'Detectives de la ESO'. - TWITTER / ESO_DETECTIVES

MADRID, 18 Sep. (EDIZIONES) -

Cantantes, políticos, medios de comunicación, nadie se salva de los ojos atentos de 'Detectives de la ESO', una iniciativa --con cuenta en Twitter y en Instagram-- con la que un grupo de estudiantes extremeños repasan sus nociones de ortografía corrigiendo las faltas de personalidades públicas.

"El sistema tradicional no está funcionando por alguna razón, así que dije bueno, pues mira, probamos algo distinto", ha dicho en declaraciones a Europa Press Alejandro Galán, profesor de Geografía e Historia en el IES Cuatro Villas de Berlanga e impulsor de la iniciativa.

La idea le llegó en un curso de formación del profesorado donde trataban sugerencias para las clases, como la de un instituto brasileño en la que sus alumnos repasaban sus conocimientos de inglés corrigiendo las faltas ortográficas de famosos a través de redes sociales: "Me encantó la idea y me dije que con la de problemas que tenemos con nuestro propio idioma, ¿por qué no hacemos algo parecido?", ha relatado Galán.

El sistema que siguen es el siguiente: los alumnos se encargan --en su tiempo libre y de forma voluntaria-- de repasar las cuentas de personalidades con más de 20.000 seguidores, localizar faltas y mandarles un mensaje presentándose al 'infractor ortográfico', detallando su valor y corrigiéndoselas. Son muchos los que han caído en las redes de estos adolescentes, desde Rosalía a Arturo Pérez Reverte, pasando por Pedro Sánchez o Iker Jiménez.

Galán, que les ha dado clase durante el curso pasado y continúa dándosela este, ha visto las repercusiones del proyecto en sus alumnos: "Se lo noto mucho a aquellos que se lo están tomando en serio y están participando mucho, no sólo a nivel de que apenas cometen faltas de ortografía, sino que también han aprendido cuestiones sobre, por ejemplo, los signos de puntuación o han mejorado un poquito su nivel de redacción".

Todo sea dicho de paso, la alegría de escribir mejor no es la única motivación de los alumnos participantes: Galán ha ido ideando diferentes estratagemas a lo largo de los meses para mantener su interés, desde una pequeña subida de nota al alumno que consiguiese que alguna personalidad respondiese a la cuenta hasta una pequeña subida general si la cuenta sobrepasaba determinado número de seguidores. Con casi 12.900 seguidores en Twitter y casi 2.400 en Instagram y usuarios 'chivatos' que etiquetan a los 'Detectives' en tuits de su interés, Galán se ve en la obligación de estar en permanente renovación.

Ainoa, una de las alumnas, ha confesado en declaraciones a Europa Press que ella "era de cometer bastantes faltas de ortografía", pero que desde que empezaron con el proyecto, "de tener tres o cuatro, he pasado a no tener ninguno". A diferencia de los famosos que ha 'cazado' con sus compañeros en el proyecto: "Al ser gente más involucrada en lo que es la sociedad, pensaba que se iban a implicar un poco más en el escribir bien, pero nos encontramos con el caso de que no era así", ha admitido.

¿Moraleja de la historia? Según Ainoa, la gente "se está cargando el lenguaje" con las redes sociales ya que "la gente se relaja más y coge más confianza y empiezan a escribir peor".

Galán ha subrayado que el efecto que las redes sociales tienen en la ortografía "depende de cómo las uses" y que "si sigues a personas que se preocupan por la ortografía, pueden ayudarte a mejorarla". Sin embargo, piensa que actualmente las estamos utilizando "de una forma un tanto destructiva": "Se está tendiendo a ahorrar tiempo, a no prestar atención, a no fijarse en los errores y a publicar las cosas sin revisarlas, de cualquier manera y olvidando los siglos de interrogación y de exclamación, pero también las tildes, cambiando letras... Sí, creo que están siendo más negativas a día de hoy que positivas en cuanto a la ortografía".

Contador

Para leer más