Una joven vende postres para costear la quimioterapia del perro de su hermana

Publicado 12/04/2019 19:36:52CET

MADRID, 12 Abril. (EDIZIONES)-

Aunque muchas personas no utilicen las redes sociales de manera adecuada y se escuden detrás de una pantalla, hay otras que nos hacen volver a creer en la bondad de los seres humanos. Y si encima lo juntamos con la historia de una mascota, el amor se triplica. Nuestro protagonista hoy es 'Deko', un perro que padece cáncer y que gracias a la venta de postres de la hermana de su dueña, podrá costearse su quimioterapia y seguir con vida.

Vanessa Euán, una joven que vive en San Francisco de Campeche (México), decidió publicar un post en facebook el pasado 4 de abril, en el que según comenta, Deko, el perro de su hermana, acababa de ser diagnosticado de tumor venéreo transmisible, un tipo de cáncer curable en su caso con quimioterapia.

Deko pudo recibir el primer tratamiento ya que su dueña podía pagarlo. Pero debido al alto coste de la quiomiterapia, fue Euám la que decidió hacer esta historia pública ya que su hermana no sabía de dónde sacar el dinero para continuar con su tratamiento y decidió pedir fondos vendiendo sus propios postres y pasteles como "flanes napolitanos, brownies y chocoflanes".

Lo curioso de esta noticia es que el protagonista ha sido en todo momento Deko, ya que la publicación está acompañada de una fotografía en la que se ve al perro con un cartel colgado que pone: "Vendo postres para pagar mis quimioterapias". Aunque la persona que estaba detrás de la cuenta fuera Euán, la joven no quiso robarle protagonismo y adjuntó también su diagnóstico clínico.

La noticia corrió rápidamente por Internet y fue compartida más de 2,000 veces. Según indicó Euán, al día siguiente ya tenía los costes necesario para continuar con el tratamiento y aseguró que "en ningún momentó se imaginó que "la publicación iba a tener tanto alcance como para llegar incluso a personas de otros estados".

El amor por los animales, un vez más, mueve a toda una red social, montañas y fronteras.

Contador

Para leer más