Actualizado 27/07/2007 20:50 CET

Economía/Empresas.- El Tribunal de Cuentas insiste en las irregularidades en la venta de Aerolíneas Argentinas

Detecta la falta de justificación de 18,7 millones de euros que SEPI aportó a Air Comet

MADRID, 27 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Tribunal de Cuentas ha emitido un nuevo informe sobre la actuación del sector público español en Aerolíneas Argentinas en el que insiste en presuntas irregularidades detectadas en la venta en 2001 de la compañía aérea argentina por parte de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) a la sociedad Air Comet, controlada por el grupo Marsans.

El órgano fiscalizador apunta que SEPI aportó 300 millones de dólares (220 millones de euros) a la sociedad Interinvest --propietaria de Aerolíneas y bajo control de Air Comet-- que debían haber sido destinados al pago de pasivos con el compromiso de capitalizar los créditos en Aerolíneas Argentinas en un plazo determinado.

Sin embargo, Air Comet destinó parte de este importe, en concreto 273 millones (200 millones de euros), a la compra de estos pasivos pero, según la información del Tribunal de Cuentas, ni la SEPI ni Air Comet acreditan que dichos pasivos hayan sido finalmente aportados a los fondos propios de Aerolíneas Argentinas.

Paralelamente, el nuevo informe del Tribunal de Cuentas señala que al cierre del informe fiscalizador anterior quedaba pendiente justificar por Air Comet la última disposición de fondos de 30 millones de dólares (22 millones de euros) y por autorizarse otras dos, de 30 millones de dólares y de 25,5 millones de dólares (18,7 millones de euros).

Todas las disposiciones de fondos autorizadas por SEPI se redactaron "sin que constara la fecha origen de las deudas" y con una relación de gastos de las sociedades del grupo argentino que respondían al concepto de gastos de funcionamiento (incluso al pago de anticipos por suministro de combustible) y no al pago de deudas o pasivos de Aerolíneas Argentinas y Austral en los términos establecidos en el contrato de venta de las acciones de Interinvest.

A pesar de ello, SEPI autorizó la última disposición de fondos, de 25,25 millones de dólares (18,7 millones de euros), "de la que no existe constancia de que Air Comet haya remitido a SEPI, ni de que SEPI haya exigido la correspondiente certificación justificativa".

Por otro lado, destaca los retrasos de Air Comet en cumplir las disposiciones del contrato. En este contexto, destaca que Air Comet realizó una ampliación de capital en Aerolíneas Argentinas, de 50 millones de dólares (36,6 millones de euros), con siete meses de retraso respecto al plazo establecido. También se comprometió a la incorporación de 23 aviones en Aerolíneas Argentinas y Austral, de los que sólo llegaron 22, ocho de ellos "después de que expirara el plazo previsto". Por la no incorporación del avión que quedaba, Air Comet abonó una penalización de 86.957 dólares (63.742) en 2005.

2.260 MILLONES DE LAS CUENTAS PÚBLICAS.

El Tribunal de Cuentas cifró en el informe anterior en al menos 2.730 millones de dólares (2.265 millones de euros) el "coste real" que para las arcas públicas españolas han tenido sus actuaciones en Aerolíneas Argentinas. En este sentido, el órgano subrayó que, salvo lo cobrado por Iberia en la desinversión del grupo argentino, ninguno de los demás desembolsos realizados por Iberia y SEPI han sido recuperados".

Las aportaciones del Estado español --a través de Iberia y de la propia SEPI-- se remontan al año 1990, cuando Iberia tomó el control de Aerolíneas Argentinas, pero continuaron hasta el año 2003, según el último movimiento de fondos públicos recogido en el informe del año pasado del Tribunal de Cuentas.

Europa Press Comunicados Empresas