Economía/Pesca.- Tres personas heridas en la protesta de pescadores en el puerto de Vigo

Actualizado 06/06/2008 20:07:21 CET

VIGO, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

Tres personas, entre ellas un policía antidisturbios, resultaron heridas en los incidentes que se produjeron la tarde de hoy en la protesta que protagonizaron medio centenar de pescadores en la dársena de A Laxe, en el puerto de Vigo.

Estos pescadores, pertenecientes a la Plataforma en Defensa del Sector Pesquero, se habían concentrado a las 15.30 horas en la dársena, aprovechando que la ministra de Medio Ambiente y Medio Rural y Medio Marino, Elena Espinosa, iba a embarcar en este puerto.

De este modo, pretendían reprobar la falta de medidas de su departamento ante la "crisis y ruina" que vive el sector pesquero por la carestía del combustible y caída de precios de especies.

La Policía acotó el lugar de la protesta a un espacio de la dársena, colocando una valla. Además, los agentes crearon un cordón policial, no exento tampoco de tensión debido a la negativa de los pescadores a esta limitación.

UN PATRÓN SE SALTO EL CORDÓN POLICIAL.

Sin embargo, uno de los manifestantes, un patrón de cerco, saltó este cordón policial cuando llegó Espinosa acompañada del resto de autoridades para dirigirse a un acto que celebraba en las Illas Cíes. Entre ellas, la ministra de Administraciones Públicas, Elena Salgado, el presidente de la Xunta, Emilio Pérez Touriño, y el consejero de Medio Ambiente, Manuel Vázquez.

Inmediatamente, el hombre fue retenido y llevado a un furgón policial, mientras que todas las autoridades embarcaron sin problema. Ante la frustración, cinco manifestantes se desnudaron y se tiraron al agua, pretendiendo ilusoriamente seguir la nave.

Mientras esto ocurría la tensión fue en aumento, al comprobar el resto de manifestantes que no liberaban a su compañero. Fue en ese instante cuando se produjeron los forcejeos entre los pescadores y la policía, que pretendía impedir que saliesen del lugar acotado.

Estos incidentes provocaron que un agente agrediese con una porra un miembro de la asociación de espaderos de A Guarda, que precisó atención de una ambulancia y fue trasladado a un centro médico.

Además, el forcejeo provocó que las vallas que formaban el perímetro llegase a golpear a una joven manifestante, hija de un armador, y a un policía que trataba de contener a los manifestantes.

La joven fue trasladada también a un centro médico con un collarín y el policía también precisó atención sanitaria. Otros participante en la concentración se lamentaban de pequeños golpes y contusiones, aunque sin necesidad de ser trasladados a un centro médico.

Tras los incidentes, al patrón del cerco que se saltó el cordón policial se le permitió salir del furgón policial. Fue entonces cuando la mayoría de los concentrados abandonaron la dársena para interesarse por los centros a donde había sido trasladados los dos manifestantes heridos.

Europa Press Comunicados Empresas