PP-A pide que sea "prioritaria" la ejecución del corredor ferroviario del Mediterráneo y que se extienda hasta Algeciras

Actualizado 14/08/2008 18:30:57 CET

SEVILLA, 14 Ago. (EUROPA PRESS) -

La portavoz parlamentaria del PP-A, Esperanza Oña, y el portavoz de Infraestructuras, Jaime Raynaud, presentaron hoy una proposición no de Ley en el Parlamento andaluz en la que reclaman al Gobierno central que "defina y concrete nítida y claramente" los términos y el trayecto del corredor ferroviario del Mediterráneo, de forma que su ejecución se considere una actuación "prioritaria" y que se extienda desde la frontera con Francia hasta Algeciras (Cádiz).

En rueda de prensa, Oña instó al Consejo de Gobierno de la Junta a que reclame al Gobierno central que el corredor ferroviario del Mediterráneo, que incluye tanto una línea para el transporte de mercancías como otra línea de alta velocidad para el transporte de pasajeros, sea prioritario en el Plan Sectorial del Transporte dentro del Plan Estratégico de Infraestructuras del Transporte (PEIT) 2005-2020 del Gobierno central.

Además propuso llevar a cabo "cuantas gestiones sean necesarias ante la Comisión Europea para que la UE lo apruebe como proyecto prioritario hasta Algeciras".

Recordó que nueve alcaldes de capitales de provincia de las cuatro regiones afectadas suscribieron la llamada Declaración de Castellón, en concreto los alcaldes de Tarragona, Valencia, Castellón, Alicante, Murcia, Almería, Granada, Málaga y Cádiz, para que "sea prioritario este proyecto dentro de las inversiones de España y se redacten los proyectos de forma prioritaria e inmediata".

No obstante, lamentó la "absoluta indiferencia por parte del Gobierno de España ni tampoco del andaluz, que en ningún momento se ha posicionado ni ha subrayado la necesidad del corredor ferroviario ni ha reivindicado para Andalucía que el Gobierno de España se dé prisa en la redacción de proyectos tan importantes para la economía de nuestra tierra".

"Una vez más, Chaves ha preferido el silencio y la complicidad callada con la indiferencia del Gobierno central, de forma que el pasado cinco de junio la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, que parece que la pagan para ir en contra de los intereses de Andalucía dijo en el Congreso que el Corredor podría llegar hasta Castellón, y parece que prefiere que Andalucía se quede fuera, algo inusual", lamentó Oña.

Para la portavoz popular, este proyecto significa "vertebrar y comunicar perfectamente nuestra tierra y también comunicarnos con otras comunidades autónomas españolas, con Centroeuropa y con África a través del paso del Estrecho", por lo que destacó su importancia "fundamental para la economía y para el turismo andaluz", ya que se "unirían Cataluña, Valencia, Murcia y Andalucía con el centro de Europa y el norte de África, para el transporte de mercancías y para el transporte de pasajeros a través de la alta velocidad".

Apuntó en ese sentido que las cuatro comunidades autónomas citadas presentan 15 millones de turistas al año, y supone el 57 por ciento del Producto Interior Bruto nacional y el 47 por ciento de la población española, por lo que es una iniciativa consistente por sus objetivos y con un respaldo poblacional y productivo importante".

DEBE ESTAR FINALIZADO EN 2010

Por su parte, el portavoz de Infraestructuras, Jaime Raynaud, destacó que la propuesta del PP "está cargada de lógica y suficientemente razonada y fundamentada", tras lo que lamentó que el PEIT 2005-2020, aprobado el 15 de julio de 2005 "no considera prioritario el corredor", a pesar de que "el Gobierno dijo tras un Consejo de Ministros de diciembre que se iba a incluir el corredor en el PEIT".

Tras lamentar la actitud "difusa y con poca fuerza" del Gobierno para defender la prioridad de este corredor, Raynaud apuntó que este corredor "debe estar finalizado en 2010, pues tiene esa fecha tope para poder ser declarado por la UE como prioritario, pero para ello los países deben declarar la prioridad de ese proyecto en sus propias inversiones".

Citó que "el Gobierno central, sin embargo, sí considera prioritario el eje Barcelona-País Vasco-Madrid-Lisboa, una alternativa peligrosa, que significa llevarse la atracción turística y de generación de empleo hacia la costa atlántica".

"En vez de ir tanto a Cuba, Venezuela o Marruecos, Zarrías no debe hacer dejación de funciones y debería ir más a Bruselas a reivindicar", agregó Raynaud, quien apuntó que agentes económicos como las cámaras de comercio, universidades y asociaciones empresariales están defendiendo este proyecto y recordó la importancia de este proyecto para la producción agroalimentaria de ciertas provincias o el sector de la automoción.

Europa Press Comunicados Empresas