Actualizado 27/06/2007 23:02 CET

Economía.- Gobierno afirma que trabaja "para paliar" consecuencias por retraso en llegada del AVE a la frontera francesa

MADRID, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, aseguró hoy que se está trabajando "para paliar" las consecuencias motivadas por el retraso de tres años en la llegada del AVE a la frontera con Francia, prevista inicialmente para 2009, pero que no llegará hasta 2012.

"Hemos buscado alternativas para que sin esperar a 2012 puedan circular trenes por la sección internacional Figueres-Perpiñán, y por tanto permitir que se cumplan en la medida de lo posible las expectativas de la concesión", indicó en el Congreso de los Diputados a pregunta del portavoz de CiU Josep A. Duran i Lleida.

El presidente del Gobierno indicó que se adelantará la construcción de la variante Oeste de Figueras para enlazar la red convencional con la línea de alta velocidad y la sección internacional Figueres-Perpiñán al Sur de Figueres y que está prevista también la instalación de cambiadores de ancho al inicio y final de los tramos en los que se circule por la línea convencional.

Además, aseguró que ,"adicionalmente, se están estudiando otras opciones para habilitar el paso de trenes de mercancías desde Barcelona a Figueres".

Zapatero, que mostró su preocupación por los retrasos en la puesta en servicio del trayecto Barcelona-Figueres, recordó que el Gobierno impulsó el avance en todo el corredor entre Barcelona y Figueres, "que tan sólo alcanzaba el 1% en total de la inversión previsto".

Así, subrayó que el Gobierno ha realizado "un gran esfuerzo" a este respecto multiplicando por 20 la inversión anual, pasando de 6 millones de euros a 122 millones de euros en esta legislatura, lo que "permitirá que a finales de este año toda la línea esté ya con las obras en ejecución o licitadas".

CIU OFRECE UNA PROPUESTA.

Por su parte, Duran i Lleida ofreció al Gobierno una propuesta, que CiU ampliará esta semana en el Parlamento de Catalunya, y que consiste en permitir que el Tren de Alta Velocidad llegue a la frontera francesa en el 2009.

El portavoz de CiU, que calificó de "inaceptable" el retraso anunciado por el Gobierno, acusó al Gobierno de "haber engañado a la ciudadanía y a Catalunya", ya que "en plena campaña municipal se afirmó por activa y por pasiva que no se aceptaba la propuesta de que el Tren de Alta Velocidad pasara por el Vallès y no por el centro de Barcelona aduciendo que eso impediría cumplir con el compromiso de que el Tren de Alta Velocidad llegara a la frontera en el 2009".

Duran i Lleida aseguró que "si el Gobierno ya ha tirado la toalla para cumplir sus compromisos, CiU no" y emplazó al Gobierno a "sentarse en la mesa y a escuchar la propuesta alternativa".

En caso contrario, advirtió de que "no solamente se va aplazar la llegada del Tren de Alta Velocidad, sino que además el Gobierno deberá pagar a la empresa TP Ferro una indemnización" por los 3 años en los que estando la sección internacional construida entre Figueres y Perpiñán, por cumplir la citada empresa su compromiso, y no pasar en cambio trenes por esta vía cuya explotación la empresa TP Ferro la tiene concedida para 50 años.