La Generalitat quiere asegurarse las inversiones del Estado en aeropuertos y Cercanías antes de cerrar su traspaso

Actualizado 14/01/2007 14:41:06 CET

BARCELONA, 14 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Generalitat de Catalunya quiere dejar bien atadas las inversiones presupuestarias del Estado en los aeropuertos catalanes y la red de Cercanías antes de cerrar el traspaso de las competencias, según explicó el conseller de Política Territorial y Obras Públicas, Joaquim Nadal.

En una entrevista concedida a Europa Press, Nadal mantuvo que hay que "asegurar" el "huevo" --en alusión a la financiación-- antes que el "fuero", de modo que, "sólo cuando estén en marcha los planes y programas de actualización de las infraestructuras con dinero del Estado que compromete el Estatut empezaríamos a hablar del traspaso de competencias".

Nadal consideró que se debe encontrar un "punto justo" entre los "principios" que afirma el Estatut y las "realidades tangibles". Por este motivo, el Gobierno catalán evitará enfocar las negociaciones desde la "afirmación de principios irreductibles", aseguró.

NO AL "FUNDAMENTALISMO".

Nadal mantuvo que "sin renunciar ni un gramo a la capacidad de autogobierno que otorga el Estatut" la Generalitat eludirá el "fundamentalismo" para "no ceder tampoco ni un milímetro a la frivolidad especulativa de los grandes conflictos", con los que no se consigue "nada".

Asimismo, confió en que las relaciones entre el Gobierno central y autonómico no tienen porqué cambiar la "tranquilidad" y la "calma" que impera en estos momentos en la política catalana y que es el mejor punto de partida "para desarrollar el Estatuto", manifestó.

Además, consideró que, en el caso de la red de Cercanías Renfe, el traspaso de competencias será "relativamente fácil" porque coincide con el el proceso de liberalización del sector ferroviario impuesto por la Unión Europea (UE), lo que hará que "probablemente ya no haga falta transferir la titularidad de la infraestructura", sino sólo la competencia sobre los distintos operadores, señaló.

En relación con la gestión del aeropuerto barcelonés de El Prat, Nadal mantuvo que "durante un tiempo, yo ya me conformaría con un régimen similar al del Puerto de Barcelona", en cuyo consejo de administración, están representadas las Administraciones local, autonómica y central, las cámaras de comercio, industria y navegación, y las organizaciones empresariales y sindicales más relevantes relacionadas con la actividad portuaria.

CUARTA PISTA "MUY VERDE".

El conseller dio por asegurado que El Prat tendrá nueva terminal antes de que termine el año, al tiempo que valoró el proyecto de construcción de la cuarta pista como un tema "muy verde" y que, todavía, ni siquiera "se contempla".

No obstante, consideró que "esto no quiere decir que no sea necesario reflexionar sobre el futuro estratégico de El Prat y sobre su dimensión crítica más adecuada", tanto en lo relativo a sus instalaciones en tierra como a las de vuelo.

En cuanto la ampliación del Puerto, aseguró que "va a buen ritmo", a pesar del desprendimiento que tuvo lugar la semana pasada en el nuevo muelle Prat --que está en construcción-- y que "no será obstáculo para que se cumplan los plazos y Hutchison empiece a operar en Barcelona en la fecha prevista", aseguró.