Actualizado 04/10/2021 19:24 CET

"Arquitectura para una 'ola de renovación' real y generalizada". Lluís Comerón, Presidente del Consejo de Arquitectos

Archivo - Lluís Comerón, presidente del Consejo Superior de Colegios de Arquitectos de España
Archivo - Lluís Comerón, presidente del Consejo Superior de Colegios de Arquitectos de España - ANA AMADO - Archivo

   

   En un mundo que cambia aceleradamente como consecuencia de la globalización, el desarrollo tecnológico y la digitalización y los efectos del cambio climático, los arquitectos y arquitectas españoles venimos subrayando desde hace años, y enfatizándolo en cada Día Mundial de la Arquitectura, la capacidad y el potencial de la arquitectura para mejorar la calidad de vida de las personas; para mitigar los efectos del calentamiento global; para contribuir al acceso a una vivienda digna y adecuada y para paliar el fenómeno de la España vaciada, favoreciendo la cohesión social y la recuperación del equilibrio territorial y medioambiental.

   En definitiva, en cada Día Mundial de la Arquitectura hemos puesto de relieve la importancia de la Arquitectura para vivir mejor, conocedores de la realidad del parque construido en España, en el que más de un 75% de los edificios residenciales no son accesibles, casi dos millones de personas no pueden salir de sus casas si no es con ayuda y el 75% del parque inmobiliario es altamente contaminante porque se construyó antes de la entrada en vigor de las primeras directivas europeas sobre eficiencia energética.

   El parque edificado cada vez responde menos a nuestras necesidades y a las nuevas formas de vida. Las viviendas deben incorporar nuevas prestaciones. Lo comprobamos durante el confinamiento derivado de la pandemia de Covid19.

   Los cambios que el teletrabajo, por ejemplo, ha introducido en nuestros hábitos de vida, ha dejado en evidencia la importancia de mejorar la flexibilidad y la versatilidad de los espacios que habitamos.

   Ahora más que nunca necesitamos una transformación profunda de nuestro parque construido, con una apuesta decidida por una arquitectura de calidad, que actualice los 25,7 millones de viviendas que existen en nuestro país para responder a los retos del siglo XXI y a las necesidades de la población para vivir mejor, entendiendo que los edificios no son productos de consumo rápido, sino bienes con un ciclo de vida largo y que tendríamos que poder disfrutar de ellos en momentos muy distintos de nuestras vidas. Por eso, deben estar preparados para atender a las necesidades de varias generaciones.

   La 'ola de renovación' que van a impulsar los fondos europeos Next Generation nos brinda, por fin, los recursos necesarios para emprender la transformación, real y generalizada, que precisan nuestras viviendas, edificios, pueblos, ciudades y territorios y, para aprovecharla, hemos de actuar con rigor, con profesionalidad, con visión integral con el fin de optimizar los recursos históricos que va a recibir nuestro país con programas de intervención y proyectos que se adapten a las necesidades de cada hogar.

   Los fondos Next Generation nos ofrecen la oportunidad de cimentar el futuro próspero que todos deseamos para nosotros y para la próxima generación. Por eso, este año 2021, celebramos el Día Mundial de la Arquitectura proclamando que, ahora, es el momento.

   Ahora, lo hacemos posible.

   Lluís Comerón es presidente del Consejo Superior de Colegios de Arquitectos de España

Contador