Educación para romper la brecha digital de 8,2 millones de niños vulnerables en el mundo

Publicado 18/07/2019 17:05:45CET
Uno de los niños beneficiados por el programa ProFuturo realiza actividades educativas en una tablet.
Uno de los niños beneficiados por el programa ProFuturo realiza actividades educativas en una tablet.PROFUTURO - Archivo

   MADRID, 18 Jul. (EUROPA PRESS) -

   Un total de 8,2 millones de niños de 28 países de América Latina, África subsahariana y Asia se han beneficiado del programa de educación digital ProFuturo, puesto en marcha en 2016 por Fundación Telefónica y La Caixa con el objetivo de reducir la brecha educativa y digital en el mundo a través de la tecnología y que pretende llegar a diez millones de niños para 2020 y 25 millones para 2030.

   Asimismo, desde su creación, el proyecto ha impulsado la formación de 300.000 docentes y ha llegado a 3.447 escuelas, contribuyendo a mejorar la experiencia educativa d menores en situación de vulnerabilidad. Además, ha alcanzado acuerdos con gobiernos y socios locales para asegurar la sostenibilidad del programa, según han informado ambas organizaciones.

   En este sentido, el presidente de ProFuturo y de la Fundación Telefónica, César Alierta, ha explicado que este programa nació de una conversación con el Papa Francisco sobre las "escasas" posibilidades de acceso a la educación de los niños de este colectivo.

   Alierta también ha señalado que la iniciativa pretende llevar "educación de calidad" a los lugares "más remotos" del planeta para que "ningún niño se quede atrás.

EXPANSIÓN POR 3 CONTINENTES

   ProFuturo desarrolló en 2016 un programa piloto en Angola y se extendió por África subsahariana y América Latina meses después, cerrando el año con presencia en 16 países y alcanzando 3,5 millones de niños.

   Así, en 2017, el proyecto llegó a Asia y en 2018 ProFuturo comenzó a trabajar en zonas de conflicto y crisis en colaboración con la Fundación Entreculturas y el Servicio Jesuita a Refugiados (SJR), con el objetivo de implementar un modelo de intervención socio-educativa digital para menores refugiados.

   En este sentido, se ha comenzado un proyecto piloto en el Líbano, y se irán incorporando Malawi, Jordania, Etiopía, Uganda y Colombia durante 2019 y, el pasado mes de junio, se anunció un acuerdo con el fondo global dedicado a la educación en emergencias, 'Education Cannot Wait', para mejorar el acceso a la educación de calidad en zonas de conflicto, desarrollando el primer programa en Etiopía.

   El vicepresidente de ProFuturo y presidente de Fundación Bancaria La Caixa, Isidro Fainé, ha destacado la importancia del programa para contribuir a "romper la brecha digital" y ha adelantado que ambas organizaciones continuarán "apostando" por la tecnología y la educación "para abrir la puerta a nuevas oportunidades".

   Por otra parte, ProFuturo tiene como objetivo contribuir al cumplimiento de Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) número 4, relativo al acceso a una educación "de calidad, equitativa e inclusiva", por lo que su propuesta educativa incluye la formación docente y el aprendizaje de los menores a partir de experiencias digitales "innovadoras".

   El modelo pedagógico planteado por el programa es personalizable, se puede implantar en cualquier entorno vulnerable, disponga o no de conectividad, y se adapta a cada centro y país en función de sus necesidades educativas y tecnológicas.

   Así, ProFuturo, en colaboración con la Unidad de Datos de Telefónica (LUCA) y la cátedra Telefónica de la Universidad Pontificia de Salamanca, ha desarrollado herramientas pioneras de learning analytics basadas en algoritmos y big data, que permiten tomar decisiones sobre la evolución de contenidos, metodologías y despliegue operativo, así como ofrecer al docente aplicaciones adicionales para poder personalizar la educación de los estudiantes.

ALIANZAS Y POSICIONAMIENTO INTERNACIONAL

   Por otra parte, para asegurar la sostenibilidad del programa a largo plazo y el empoderamiento de las comunidades donde está presente, desde 2016 ProFuturo está ampliando su red de alianzas con gobiernos nacionales y locales, organizaciones internacionales e instituciones con experiencia en terreno y referentes en el sector educativo, entre las que se encuentran Save The Children, Fundación Entreculturas y World Vision, entre otras.

   En 2017, Alierta presentó el programa en la sede de Naciones Unidas en Nueva York, tras su nombramiento como Asesor Global del Fondo ODS de la ONU en Educación Digital y Desarrollo Sostenible, y en la conferencia 'G20 Africa Partnership-Investing in a common future' en Berlín.

   Asimismo, se dio a conocer el proyecto ante más de 400 líderes religiosos de todo el mundo en el encuentro interreligioso 'Sed de paz: religiones y culturas en diálogo', que congregó a 3.000 personas en la ciudad italiana de Asís.

   Asimismo, en 2018, ProFuturo firmó un acuerdo con la Organización de los Estados Americanos (OEA) para extender su programa en cinco países del Caribe, lo que ha comenzado a materializarse este mes de julio con el inicio de operaciones en Guyana. Así, durante 2019, sus actividades llegarán a cinco países de la Comunidad del Caribe (CARICOM), entre los que se encuentran Bahamas, Barbados, Belice, Guyana y Jamaica.

   En marzo de 2019, ProFuturo coorganizó con UNESCO la conferencia internacional sobre el uso de las TIC en la educación 'Mobile Learning Week (MLW)', en la que presentó un Documento de Referencia sobre los retos y oportunidades de aplicar la Inteligencia Artificial a la educación.