Actualizado 09/06/2017 15:48

El 'Arca de las Tres Llaves' del Colegio de Plateros de Córdoba, protagonista en la celebración del Archivo Municipal

Aumente junto al 'Arca de las Tres Llaves'
EUROPA PRESS/AYUNTAMIENTO DE CÓRDOBA

CÓRDOBA, 9 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Archivo Municipal de Córdoba celebra este viernes el Día Internacional de los Archivos, establecido el 9 de junio por la Unesco, con la presentación a la ciudadanía de la puesta en valor del Archivo del Colegio de Plateros de Córdoba y su 'Arca de las Tres Llaves', un mueble único que guardó la memoria y el patrimonio documental del gremio o Cofradía de San Eloy desde 1503 hasta su confiscación en 1936, tras el golpe militar y la disolución de dicho gremio al mismo tiempo que el resto de sociedades obreras.

Así lo destacado el teniente de alcalde de Presidencia, Emilio Aumente (PSOE), y la directora del Archivo Municipal, Ana Verdú, en una rueda de prensa ofrecida para presentar la divulgación de este patrimonio con motivo de Día Internacional de los Archivos.

Para esta efeméride se ha programado, a las 20,00 horas, de este viernes una exhibición y comentarios de los documentos más relevantes del Archivo del Colegio de los Plateros de Córdoba y acerca del proceso de restauración que ha devuelto a su estado original el 'Arca de las Tres Llaves', tras la labor de la restauradora Eva Montilla. El acto se completa con la representación teatral 'Fuimos Yerma', a cargo de Efímera Teatro (Cultura en Red).

Aumente ha elogiado el destacado "trabajo de puesta en valor y divulgación" que realiza el Archivo Municipal de Córdoba, al tiempo que ha mostrado la satisfacción que "la recuperación patrimonio del Colegio de Plateros de Córdoba supone para la ciudad, cuyo gremio de plateros ha tenido y conserva una importancia secular", y que también representa para él a título personal, por su pertenencia a una familia cordobesa de plateros, joyeros y orfebres como son los Aumente.

Por su parte, según ha explicado la directora Ana Verdú, el Archivo del Gremio de Plateros o Cofradía de San Eloy llegó al Ayuntamiento en 1936 "por orden de la Autoridad Militar", cuando fue disuelto el Gremio al mismo tiempo que el resto de las Sociedades Obreras. Años más tarde, en 1954, se formalizó su donación por los descendientes del último representante legal del Gremio, Rafael Guzmán, junto con la imagen de San Eloy, alhajas y objetos de culto.

En el acta de entrega de 1954 se expresa que tanto el Archivo como las alhajas se incluirían en las salas de la Sección de Orfebrería cordobesa, del denominado Museo Municipal de Arte Cordobés (actualmente Museo Taurino). Allí estuvo el Archivo hasta 1981, en el que finalmente se custodia como fondo independiente en el Archivo Municipal, para así posibilitar su tratamiento documental adecuado y puesta a disposición de los historiadores e investigadores en general.

DOBLE CARÁCTER: BENÉFICO Y DE DEFENSA DE DERECHOS CORPORATIVOS

Sobre lo que representa este patrimonio documental de los plateros de Córdoba, cabe destacar que la mayoría de éstos se aglutinaban en torno a la Hermandad o Cofradía de San Eloy, creada a principios del siglo XVI. Esta cofradía tenía un doble carácter: benéfico y de defensa de los derechos corporativos del gremio, y de regulación y control de acceso al 'Oficio del noble arte de la platería', según expresión de la época.

Así, el fondo documental de la Hermandad de Plateros es muy valioso para reconstruir el funcionamiento e historia de un gremio tan importante en Córdoba, con la particularidad de que sus fechas recogen casi 400 años de una institución con amplia influencia en nuestra ciudad. El Archivo lo conforman 41 cajas con cientos de documentos y 15 libros, oscilando sus fechas entre los años 1503 y 1936.

Según se desprende de las publicaciones que existen sobre platería en España, no parece que haya muchos archivos del Gremio que conserven un volumen tan notable de documentos. Entre los documentos más importantes del Archivo de Plateros, que se exponen y comentan en el acto de este viernes están las primeras Ordenanzas de la Cofradía, datadas entre 1503 y 1557, entre otros.

Se trata de un hermoso ejemplar encuadernado en guadamecí; el Índice de Artífices de la Platería, en el que constan las aprobaciones de los artífices de 1575 a 1727; El Libro Primero de Cabildos, de 1591; el Libro Registro de Hermanos, en el que constan los existentes desde 1575; el Libro de Privilegios del Gremio, en el que se transcriben documentos desde 1555; y el Libro inventario de las posesiones y alhajas, de 1727.

EL MUEBLE O 'ARCA DE LAS TRES LLAVES'

El mueble llegó al Archivo Municipal, con sus documentos, en 1981. 'El Arca de las Tres Llaves' del Gremio de San Eloy, tal y como se recibió en su momento, presentaba un color oscuro, casi negro. Se advertía que había sido objeto de múltiples repintes. Las huellas del tiempo y de ataque se insectos a lo lardo de los siglos eran evidentes.

A finales del pasado año la dirección del Archivo encomendó su restauración a la restauradora Eva Montilla, licenciada en Historia del Arte, Graduada en Conservación y Restauración de Bienes Culturales y Máster en Arquitectura y Rehabilitación del Patrimonio. El trabajo finalizó en febrero de este año 2017 y deparó la sorpresa de que tras múltiples capas de pintura aparecieron inscripciones de la época y la policromía original en turquesa, plata y coral.

El mueble del Archivo es una auténtica 'Arca de las Tres Llaves', denominación tradicional que se le daba a los muebles destinados a custodiar documentos. Estos efectivamente tenían tres llaves distintas, cada una en manos de una persona (un cargo de autoridad), de manera que no se podían sacar ni introducir documentos sin la presencia de ellas, lo cual extremaba la seguridad de éstos.

Precisamente en uno de los documentos que se expondrán, 'Libro inventario de las posesiones y alhajas', de 1727, se dice textualmente "que esté siempre el libro en el archivo arca de tres llaves", describiéndose también allí el mueble de la siguiente manera "una papelera grande de madera de Segura, que sirve de archivo de nuestros libros, su color es de Caoba y plata, con cuatro puertas y en las altas tres llaves distintas; con su falleva, también en la puerta baja, y coronada con una efigie de San Eloy".

Recuperada su fisonomía original, el 'Arca de las Tres Llaves' se expone en la Sala de Consultas e Investigación del Archivo como testimonio de uno de los fondos más valiosos que el Archivo Municipal custodia.

'ARCHIVOS, CIUDADANÍA E INTERCULTURALISMO'

Por último, desde el Archivo Municipal se ha destacado que "un año más, como cada 9 de junio, el Consejo Internacional de Archivos promueve e invita a todos los países y colectivos a celebrar el Día Internacional de los Archivos, que conmemora la creación en 1948 del Consejo Internacional de Archivos, organismo que, bajo los auspicios de la Unesco, aglutina a los Archivos y a los Archiveros como el colectivo que tiene encomendada la custodia del Patrimonio Documental. Este año lo hace bajo el lema 'Archivos, Ciudadanía e Interculturalismo'.

El Patrimonio Documental lo constituyen, entre otros, todos los documentos que producen y tramitan las Administraciones Públicas, independientemente de su antigüedad. Por ello los Archivos no son solo el fundamento de la Historia con mayúscula, la Historia sin versiones de la que dan fe los documentos, los Archivos también custodian y sirven los documentos administrativos que tramitan las instituciones públicas, garantizando así el derecho constitucional que asiste a los ciudadanos de acceso a los documentos públicos.

En el caso del Archivo Municipal de Córdoba, éste custodia y sirve documentos desde 1241 --fecha del Fuero dado a Córdoba por el Rey Fernando III-- hasta la actualidad.