Actualizado 22/06/2020 12:45:41 +00:00 CET

Andalucía quiere realizar el "mismo control" sanitario por coronavirus a personas de fuera ya vengan "en avión o patera"

El consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, comparece en la comisión para la recuperación de Andalucía.
El consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, comparece en la comisión para la recuperación de Andalucía. - PARLAMENTO DE ANDALUCÍA

SEVILLA, 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, ha advertido este lunes de que, aunque la fase "álgida" de la pandemia de coronavirus se ha superado en Andalucía, "nos llegan momentos muy difíciles", por razones como la llegada de personas de fuera a la comunidad autónoma una vez que decaen las restricciones de movilidad del estado de alarma, y ha aseverado que, por parte de su departamento, "el control será el mismo" para la población que llegue a la región, ya sea "por avión o por patera".

Podcast Andalucía Informa 22 de junio de 2020

Para ello, la Junta plantea trabajar "mano con mano" con el Gobierno central y los gobiernos municipales, así como con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, porque "todos tenemos que sumar en la lucha contra esta pandemia", según ha añadido el consejero en la comparecencia que ha abierto las previstas para este lunes en la Subcomisión de Sanidad y Salud pública de la comisión de estudio sobre la recuperación económica y social de Andalucía a causa de la pandemia del Covid-19 constituida en el Parlamento autonómico.

El consejero ha defendido que desde su departamento se está "luchando de una forma muy importante para intentar tener el máximo de control" y evitar que la "desescalada" pueda llevar a la comunidad a "volver otra vez al sitio de partida" de esta crisis sanitaria, algo que "no lo aguantarían ni la sociedad ni la economía andaluza", según ha advertido.

En esa línea, Aguirre ha insistido en realizar llamadas a la población para ser "muy cautos y precavidos" en tanto que no se disponga de la vacuna contra el coronavirus, y en la importancia del uso de las mascarillas. "Andalucía ha sido muy responsable durante la cuarentena, y queremos que nos sigamos portando exactamente igual hasta que tengamos la vacuna generalizada" entre la población, ha añadido el consejero en esa línea.

Además, ha comentado que, hasta tanto no se vacune de forma generalizada a la población, algo que no cree que suceda hasta "la primera mitad del primer semestre" de 2021, el número de pacientes ingresados por coronavirus va a ir "fluctuando", y "llegar a cero será casi imposible".

"PREVISIÓN Y ANTICIPACIÓN"

Por lo demás, el consejero ha defendido la actuación de la Consejería de Salud en esta crisis, guiándose de la "previsión, la proactividad y la anticipación", y con objetivos principales como "la protección de nuestros mayores, garantizar la mejor asistencia posible a pacientes de Covid-19 y estar muy atento para localizar y evitar la propagación de cualquier foco de infección".

Ha sostenido que la Junta ha mantenido "lealtad" hacia el Gobierno de España, lo que "no significa sumisión", y desde el convencimiento de que en la gestión de la crisis no se ha dado "un cogobierno, sino un mando único" por parte del Ministerio de Sanidad, que "ha acertado" cuando ha rectificado, según ha opinado Aguirre, quien también ha defendido la "transparencia" con la que "siempre" se ha movido la Junta.

Ha destacado medidas "pioneras" en la gestión de la crisis sanitaria desde Andalucía, como el "refuerzo" del sistema de Vigilancia Epidemiológica, y ha indicado que se ha producido un "cambio de paradigma" en la sanidad andaluza al hilo de esta pandemia.

El consejero ha reiterado, como señaló la pasada semana en el Pleno del Parlamento, que la actuación de la Consejería en los "próximos meses" se sustentará en tres "grandes pilares", que son el Plan de Vigilancia y Prevención de Brotes de Covid-19 en Andalucía; el Plan de Verano del Servicio Andaluz de Salud (SAS), y el Plan de Alta Frecuentación Otoño-Invierno 2020-2021.

De igual modo, Aguirre ha centrado parte de su intervención en detallar aspectos de la orden de la Consejería que aprobó el pasado viernes el Consejo de Gobierno andaluz reunido en sesión extraordinaria, por la que se adoptan medidas preventivas de salud pública en la comunidad autónoma de Andalucía para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por el coronavirus (Covid-19), una vez superado el estado de alarma decretado por el Ejecutivo central.

Se trata de adoptar medidas que procuren "un equilibrio entre las necesidades de protección de la salud pública y el incremento de actividades que favorezcan el aumento de la actividad social y económica".

PREVISIONES SOBRE LA VACUNA

Aguirre ha incidido en que la orden "estará vigente hasta que el Gobierno de la Nación dé por finalizada la crisis sanitaria por el coronavirus", algo que no cree que suceda "antes de que tengamos una vacuna con la que hayamos conseguido vacunar al 70-80% de la población andaluza", según ha reiterado, por lo que "hasta bien entrada la próxima primavera" calcula que estará en vigor esta normativa que estará "en constante revisión", según ha avisado también.

El titular andaluz ha insistido en que la Junta no dudará en "restringir" la movilidad y volver "atrás" en la relajación de algunas medidas para "primar la salud de los andaluces y la prevención de contagios".

"Si nos vemos forzados" por brotes que surjan, "actuaremos en consecuencia y no nos temblará la mano si hay que cerrar una ciudad si es necesario", según ha enfatizado Aguirre, quien ha dicho de sí mismo que no es "triunfalista, sino realista", y que ha deslizado que "todo lo que vayamos haciendo nos tiene que servir para un aprendizaje" de cara al futuro.

Ha insistido en que "no hemos vencido al coronavirus", por lo que "no podemos tocar las campanas ni relajarnos lo más mínimo", porque, de lo contrario, "lo que hemos vivido con el Covid-19 puede volver", teniendo en cuenta el "alto" precio que ya se ha pagado por esta pandemia, en número de fallecidos, en pérdida de empleos o dejando a familias en "graves dificultades para acceder a lo más básico", según ha lamentado.

Aguirre ha concluido que sería "un craso error" actuar "como si ya no existiera" el coronavirus, y, frente a eso, hay que seguir manteniendo la "prevención" y el "sentido común", que es lo que "nos permitirá en los próximos meses vencer al coronavirus, recuperar puestos de trabajo y que todas las familias alcancen su bienestar", según ha proclamado el consejero, que ha concluido insistiendo en que "todavía nos quedan tiempos muy duros y difíciles".

INTERVENCIONES DE PP-A, CS Y VOX

Por otro lado, en el turno de los grupos, tanto PP-A como Ciudadanos (Cs) han coincidido en valorar la actuación de la Consejería de Salud en esta crisis. Así, el diputado del PP-A Erik Domínguez ha calificado como "encomiable" su trabajo, y ha animado a Aguirre a seguir trabajando en la línea seguida hasta ahora, mientras que el parlamentario de Cs Emiliano Pozuelo ha subrayado la importancia de los tres planes en los que pretende sustentar su labor la Consejería en los próximos meses.

Por su parte, la diputada de Vox María José Piñero ha coincidido con el consejero en que "no nos podemos relajar", porque "es de esperar" que puedan aparecer rebrotes, pero hay que procurar que, si llegan, sean lo más leves posibles para que la población los sufra con menos incidencia, según ha añadido, al tiempo que ha trasladado a Aguirre la disposición de su grupo para colaborar en la aplicación de "medidas sanitarias y de la vida corriente".

Contador