Publicado 21/05/2024 18:34

La Junta ultima un protocolo marco de actuación para proteger a los menores frente a la violencia en el deporte

El consejero de Turismo, Cultura y Deporte, Arturo Bernal, durante su comparecencia en la comisión.
El consejero de Turismo, Cultura y Deporte, Arturo Bernal, durante su comparecencia en la comisión. - JUNTA DE ANDALUCÍA

SEVILLA, 21 May. (EUROPA PRESS) -

La Junta de Andalucía está ultimando la redacción de un protocolo marco de actuación para la protección de los menores frente a la violencia en el deporte, que establecerá medidas de prevención y la creación de entornos seguros para los jóvenes deportistas.

Así lo ha anunciado el consejero de Turismo, Cultura y Deporte, Arturo Bernal, durante su comparecencia en la Comisión sobre la Infancia y la Adolescencia en el Parlamento de Andalucía, donde ha avanzado también que se formará a diez mil delegados de protección, a través de un programa destinado a personas que trabajen con este colectivo.

Bernal ha detallado que "el juego y el deporte son derechos fundamentales de la infancia. Queremos construir un marco básico de protección que sirva de referencia en toda España". Con esa intención, se está diseñando un "protocolo pionero con los elementos básicos que deben tenerse en cuenta para el desarrollo de programas deportivos seguros para la infancia". El texto incorporará las implicaciones recogidas en la Ley Orgánica de protección integral a la infancia y la adolescencia frente a la violencia, según ha explicado la Consejería en un comunicado.

El consejero ha explicado que "queremos garantizar el bienestar de los niños que participan en actividades deportivas en Andalucía. La protección en el ámbito del deporte empieza por garantizar que los espacios donde los niños y adolescentes practican su deporte son un entorno seguro y protector". Para ello, ha trasladado el titular de Deportes, "es fundamental la toma de conciencia de la responsabilidad compartida por los diferentes agentes de dentro y fuera del sistema deportivo".

En este sentido, Bernal ha señalado que "en paralelo a este protocolo, hemos implementado un programa formativo dirigido a las personas designadas por las entidades deportivas y titulares de instalaciones deportivas como delegados de protección de la infancia, cubriendo en una primera convocatoria diez mil plazas" para toda la comunidad.

Asimismo, ha incidido en que "la participación de los jóvenes andaluces en actividades deportivas no solo promueven su salud física, sino también su desarrollo social, emocional y cognitivo". Además, "el deporte enseña habilidades esenciales para la vida como son el trabajo en equipo, la disciplina o la perseverancia, además de ayudarles a establecer metas, afrontar desafíos y promover la integración social", ha apuntado.

INICIATIVAS DIRIGIDAS A JÓVENES

Bernal ha desgranado también las iniciativas realizadas en las competencias de turismo y cultura dirigidas a la infancia y la adolescencia, ámbitos que "contribuyen a su desarrollo integral, promoviendo la formación de ciudadanos responsables y respetuosos".

En materia de turismo, la estrategia del Gobierno andaluz pone "especial atención" a la Generación Z (con edades comprendidas entre 11 y 28 años). Así, se han impulsado acciones en el ámbito 'gaming' para posicionar a Andalucía como "referente mundial" en los deportes electrónicos; además de promocionar la marca en canales que no se habían explotado antes como Twitch o Amazon y contando con algunos de los 'influencers' andaluces "más destacados". En Fitur, el 'stand' de Andalucía acogió a público infantil y juvenil, acercándolo a las expresiones culturales de nuestra tierra mediante conciertos, encuentros o talleres.

En cuanto a la cultura, Bernal ha recordado que "una parte destacada de la programación de la Consejería está dirigida al público infantil y juvenil", desde instituciones como el Centro Andaluz de las Letras (CAL), el Centro Andaluz de Arte Contemporáneo (CAAC) o los museos públicos dependientes de la Junta, junto a efemérides "como la Noche en Blanco, el Día Internacional de los Museos o el Día de Andalucía, cuando se realizan actividades específicas que tienen una magnífica acogida y acercan la cultura a nuestros niños".

El consejero ha citado ejemplos de "éxito" como el Programa VaCAACiones, que se desarrolla en el CAAC en los periodos vacacionales (Navidad, Semana Santa y verano) o el Proyecto Búho, un campamento urbano para la conciliación familiar en el periodo estival. También desde el Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico se fomenta la participación de la infancia y la adolescencia a través de su Unidad de Cultura Científica o con talleres en centros educativos andaluces, que visualizan el papel de la mujer en la creación, transmisión y salvaguarda del patrimonio cultural.

Contador