Publicado 21/01/2022 14:13

La comunidad benedictina de Estíbaliz deja el santuario alavés tras 99 años de custodia

Archivo - Santuario de Estíbaliz
Archivo - Santuario de Estíbaliz - DIOCESIS DE VITORIA - Archivo

La avanzada edad de los tres monjes que viven en el templo les impide seguir dedicándose mantenimiento del templo

VITORIA, 21 Ene. (EUROPA PRESS) -

La comunidad benedictina que custodia el Santuario de Estíbaliz (Álava) desde 1923 abandonará este templo el próximo 12 de septiembre debido a que la elevada edad de los tres monjes que la integran les impide seguir encargándose del mantenimiento de este recinto sagrado.

A partir de ahora, el Obispado de Vitoria se encargará de gestionar la transición para ubicar una nueva comunidad religiosa que custodie el templo, según ha informado la propia Diócesis en un comunicado.

Tras casi un siglo custodiando este templo románico levantado en el siglo XI, el superior de la comunidad benedictina, el padre
Emiliano Ozaeta, ha anunciado este viernes que los tres monjes benedictinos que residían en el santuario, todos ellos de avanzada edad, se unirán, previsiblemente, a sus hermanos de la comunidad de Lazkano, en Gipuzkoa.

A la alta longevidad de los monjes se les une la falta de un relevo vocacional en esta comunidad alavesa, así como los esfuerzos que requiere el cuidado del monasterio y del templo mariano, lo que hace "inviable" la continuidad de esta comunidad religiosa, que el
próximo año cumpliría un siglo de presencia en Álava, según ha explicado la Diócesis.

El Obispado baraja varias posibilidades como alternativa para garantizar la custodia del santuario, cuyo gestión "por la vida consagrada" considera "una prioridad pastoral y eclesial".

El próximo 12 de septiembre, festividad de la Virgen de Estíbaliz, patrona de Álava, el obispo de Vitoria, Juan Carlos Elizalde, acompañado por sus vicarios y responsables de la Zona Pastoral de la Llanada Alavesa, presidirán una eucaristía de acción de gracias por estos casi cien años de permanencia de la comunidad benedictina en el santuario.