Consorcio de Aguas de Bizkaia invierte 2,4 millones en la EDAR de Munitibar, que se concluirá a finales de año

Publicado 06/01/2019 10:42:53CET

BILBAO, 6 Ene. (EUROPA PRESS) -

El Consorcio de Aguas Bilbao Bizkaia lleva a cabo las obras de construcción de la Estación Depuradora de Aguas Residuales de Munitibar, que concluirán a finales de este año, aunque habrá que sumar otros tres meses para realizar la puesta en servicio de las instalaciones ejecutadas. La entidad consorciada adjudicó los trabajos a la UTE Ferrovial/Cadagua por 2,4 millones de euros (IVA excluido), que serán financiados con fondos provenientes de la Diputación Foral.

El proyecto constructivo consiste en la ejecución de una depuradora, a la que llegarán los caudales procedentes del municipio de Munitibar desde un bombeo de cabecera en la propia parcela de la EDAR. Este bombeo recibe los caudales a través de un colector general que se conecta con las canalizaciones que actualmente llegan hasta la fosa séptica existente. Éstas pertenecen al centro urbano, así como a las agrupaciones a él conectadas. También se procederá a anular la fosa séptica que hasta ahora recibía estos caudales.

Según han informado fuentes de la entidad de aguas a Europa Press, las infraestructuras previstas actualmente darán servicio al núcleo principal de Munitibar, con unos 250 habitantes, así como a los núcleos de Gerrika, Gerrikaitz y Totorika (150 habitantes), que ya se encuentran conectados a la red de saneamiento de la futura EDAR.

No se precisan nuevas actuaciones para permitir los desarrollos futuros previstos (100 nuevos habitantes). Por ello, los caudales medios de tratamiento varían entre los 128,74 m3/día actuales a los 163,30 m3/día futuros.

La red de colectores se compone de un tramo general en gravedad y tres ramales de conexión: incorporación Residencia, incorporación Caserío Uribai e incorporación Rementeria.

El colector general conecta el colector de la red municipal hasta la Estación de Bombeo de Aguas Residuales (EBAR). Los primeros 400 metros se realizarán mediante Perforación Horizontal Dirigida (PHD), para atravesar el bosque existente y evitar daños medioambientales a éste. El resto del colector hasta llegar a la EBAR se ejecuta en zanja, así como el resto de incorporaciones.

La EBAR tendrá la función de laminar los caudales entrantes a la depuradora hasta el punto que sean asumibles por el tratamiento biológico de la misma, disponiendo para ello de un tanque de regulación de 24 m3, en caso de lluvias se dispone un tanque de tormentas de 81,55 m3 que evite en lo posible los vertidos a cauce.

La EDAR tratará adecuadamente los caudales recibidos hasta el punto que permita su vertido al cauce, cumpliendo todos los requisitos técnicos y ambientales. La depuradora, al igual que el bombeo, cuenta aparte de con equipos técnicos para el tratamiento de las aguas, con un sistema de desodorización que, al encontrarse cubierta y contar con un doble nivel de confinamiento en sus puntos principales, evitará olores y molestias.

Contador