Actualizado 22/06/2020 17:06:02 +00:00 CET

Euskadi duplica en mayo las pernoctaciones en hoteles de abril, aunque siguen un 94% por debajo de 2019

El Hotel en Zalla (Bizkaia)
El Hotel en Zalla (Bizkaia) - Iñaki Berasaluce - Europa Press - Archivo

Sólo 188 establecimientos registran alguna actividad hotelera y 430 permanecen cerrados todo el mes

BILBAO, 22 Jun. (EUROPA PRESS) -

Euskadi ha registrado el pasado mes de mayo alguna actividad hotelera en únicamente 188 establecimientos, que han contabilizado 30.049 pernoctaciones. Esta cifra supone más del doble de las pernoctaciones contabilizadas durante abril, pero continúa un 94,7% por debajo de las acumuladas en mayo de 2019, según los datos hechos públicos este lunes por el Instituto Vasco de Estadística, Eustat.

El Instituto vasco advierte en su estudio de que la pandemia de covid-19 sigue "marcando la escasa actividad" de los establecimientos hoteleros de la Euskadi. Según explica, el 9 de mayo se emitió la Orden SND/399/2020, por la que se establecían las limitaciones y condiciones en las que pueden proceder a su reapertura al público los hoteles y establecimientos turísticos que suspendieron su apertura en marzo.

A partir de ese momento, la apertura de los establecimientos ha sido, en palabras de los responsables del Eustat, "continuada, pero tímida, al mismo tiempo". En concreto, durante el mes pasado 188 establecimientos han mantenido alguna actividad hotelera, mientras que 430 han permanecido cerrados durante todo el mes, lejos de los 572 establecimientos con actividad y 41 cerrados, por diversos motivos, de mayo de 2019.

No obstante, los datos reflejan "una tímida apertura" de la actividad hotelera con respecto al mes de abril, en el que tan solo fueron 56 los establecimientos que acogieron puntual o de forma continuada al personal esencial de distinta naturaleza, así como a aquellas personas que por causa de fuerza mayor o situación de necesidad requirieron alojamiento puntual o de temporada.

Por territorios históricos, el ligero incremento en la actividad ha sido generalizado, de modo que en Álava se ha pasado de 6 establecimientos con actividad en abril, a 20 en mayo; en Bizkaia, de 29 a 80, y en Gipuzkoa, de 21 a 88. Estas cifras suponen alrededor de un tercio de los establecimientos que estuvieron abiertos un año antes, cuando hubo 66 en Álava, 222, en Bizkaia, y 284 en Gipuzkoa.

Tanto en entradas de viajeros como en pernoctaciones la comparación con el mes de mayo de 2019 pone de manifiesto "el inmenso efecto" de la crisis de la covid19 sobre el sector hotelero vasco, ha destacado el Eustat. En este pasado mayo se han registrado 7.764 entradas, que derivaron en 30.049 pernoctaciones, frente a las 295.055 entradas y 574.422 pernoctaciones del mismo mes del año precedente.

Comparando con abril, cuando el sector se mantuvo prácticamente cerrado durante el mes completo, las pernoctaciones se han duplicado desde las 13.027 que efectuaron las 1.467 personas que estuvieron alojadas en los establecimientos vascos durante el cuarto mes del año.

La ligera reactivación de la actividad se ha observado en los tres territorios históricos. En Álava de las 627 entradas y 4.125 pernoctaciones contabilizadas en abril se ha pasado a 1.790 entradas y 7.278 pernoctaciones en mayo; en Bizkaia se ha subido de 159 a frente a 2.448 entradas y de 4.245 a 11.486 pernoctaciones; y en Gipuzkoa las entradas han subido de 681 a 3.526, mientras que las pernoctaciones han pasado de 4.657 a 11.285.

ALOJAMIENTOS RURALES

La estadística del Eustat refleja, igualmente, que el alcance de las restricciones adoptadas para hacer frente a la pandemia en los alojamientos rurales ha sido similar al impacto observado en los hoteles. Así, los establecimientos que han registrado algún tipo de actividad en algún día del mes de mayo ascienden a 167, frente a los 371 que lo hicieron en mayo de 2019, y 260 establecimientos ha permanecido cerrado durante todo el período, frente a los 51 del año pasado.

Con respecto al mes precedente se observa también un incremento de la actividad, dado que el número de alojamientos con actividad en ese mes fue de 31.

Las entradas en los alojamientos rurales en mayo se elevan a 996, frente a los 230 del mes de abril, pero muy por debajo de las 15.688 entradas del quinto mes de 2019. Las pernoctaciones, por su parte, suman 5.001 en mayo, frente a 1.784 de abril y las 33.288 de mayo de 2019 (-85%).

Por territorios, Álava contabilizó en mayo 109 entradas y 334 pernoctaciones, Bizkaia 327 entradas y 1.599 pernoctaciones, y Gipuzkoa 560 entradas y 3.068 pernoctaciones. También en este caso, el Eustat destaca que estas cifras se sitúan "muy por debajo de las observadas en mayo de 2019, si bien evidencian una ligera recuperación de la actividad tras el cierre casi total observado en el mes de abril".

Contador