Sólo tres de cada diez vascos consideran que han logrado el propósito que se habían fijado para su vida laboral

Actualizado 08/05/2019 14:15:42 CET

Cerca del 60% espera tener un trabajo y un futuro mejor del que tiene ahora, y el 40% restante se ve en el mismo puesto y empresa actual

BILBAO, 8 May. (EUROPA PRESS) -

Tres de cada diez vascos consideran que han logrado el propósito que se habían fijado para su vida laboral. A pesar de que muchos vascos aún no hayan alcanzado su propósito personal y/o laboral en la vida, a grandes rasgos, el 83,3% declara que le gusta la vida que tiene (frente a la media nacional del 79,3%).

No obstante, un 60,4% dice que le gusta pero que cambiaría algunas cosas y un 22,9% se define como muy feliz (en contraste con el dato nacional donde solo un 14,7% se declara muy feliz). Tras ellos, hay un 12,5% de vascos que valoran su vida con un "regular" y un 4,2% que confiesa no gustarle su vida.

Según recoge el estudio 'Tu propósito' de Adecco, presentado este miércoles en Madrid, el 68,8% de los vascos dice dedicarle el "suficiente tiempo" a hacer las actividades que más les gustan (mucho más que lo que hacen de media el resto de españoles: 56,5%), un 22,9% piensa que emplea poco tiempo de su vida en las cosas que más le gustan (frente al 31% del total nacional) y un 8,3% relata que pasa mucho tiempo (dos décimas menos que en toda España).

Las encuesta, realizada entre más de 1.000 personas en activo de toda España, refleja que 6 de cada 10 vascos tienen claro cuál es su propósito en la vida. Hay un 27,1% que no sabe si realmente tiene un propósito o se va dejando llevar y un 10,4% dice que no lo tiene o no se lo ha planteado nunca.

META EN LA VIDA

Esto difiere de los datos registrados en el conjunto del Estado, donde son 7 de cada 10 los que dicen saber cuál es ese propósito, son menos los españoles que no saben si tienen esa meta o no (20%) y algo menos también los que no lo tienen (9,1%).

De ese porcentaje de encuestados que dice saber cuál es su propósito en la vida, el 46,7% cree que ya ha logrado ese fin deseado y, es más, el 76,7% de los vascos confiesa que ha tenido (o tiene) un plan para alcanzarlo (3,3 puntos porcentuales por encima de la media nacional).

Pero, del otro lado, más de la mitad de los encuestados en el País Vasco (53,3%) confiesa que no han alcanzado, al menos de momento, su propósito en la vida. Este es un porcentaje muy inferior a la media nacional, donde es el 63,4% de los españoles quien dice no haber logrado ese propósito vital.

La mayoría de encuestados en Euskadi reconoce que el principal motivo para no lograr esa meta es la falta de tiempo y falta de dinero con la que cuentan (31,3% en el País Vasco y 20,6% en España). En segundo lugar, señalan lo difícil que les resulta salir de la zona de confort en la que se encuentran (25,2% frente al 35,6% en toda España), muy relacionado con la tercera opción que hace referencia al miedo a asumir riesgos cuando ya se ha alcanzado una situación estable en la vida (24,8%, muy similar al dato nacional).

MIEDO AL FRACASO

En cambio, un 18,8% de los vascos confiesa que lo que le frena es la falta de ayuda para saber cómo lograrlo y un 12,5% habla del miedo a fracasar como otras potentes razones que les impiden cumplir su propósito vital.

Por otra parte, 7 de cada 10 vascos creen que no han alcanzado aún su propósito profesional. Así, solo un 31,3% de los vascos en edad de trabajar considera que sí ha logrado el propósito que se había fijado a nivel laboral en su vida, un porcentaje que es notablemente mayor a la media nacional donde es el 23,4% de los españoles quien opina que sí lo ha logrado.

El resto de vascos consultados por Adecco afirman que no lo han conseguido: un 22,9% (25% en toda España) piensa que además no lo va a lograr nunca, un 35,4% cree que, aunque no lo ha conseguido, lo hará en el corto plazo (22,7% total nacional), y un 10,4% piensa que podrá alcanzarlo algún día (28,9% de media en España).

Las razones de por qué no han logrado ese reto profesional soñado son muy variadas y afectan a la falta de buenas oportunidades en el mercado laboral, a la crisis económica que se llevó por delante el negocio de muchos emprendedores o a la situación económica que aún tenemos hoy en día.

OPTIMISTAS A MEDIO PLAZO

No obstante, la gran mayoría de los encuestados en Euskadi son optimistas respecto a su situación laboral a medio plazo y, preguntados por dónde se ven en este terreno dentro de 5 años, el 58,3% de los vascos espera tener un trabajo y un futuro mejor del que tiene ahora. Son algo menos optimistas que el español medio que espera mejorar su situación en un 58,9% de los casos. Un 39,6% de los vascos se ve en el mismo puesto y empresa que tiene actualmente y solo un 2,1% afirma que seguramente esté en peor situación.

Los vascos consideran que la consecución de los propósitos laborales está muy relacionada con el logro de los personales, ya que así lo manifiestan 6 de cada 10 encuestados. En concreto, el 39,6% de los vascos dice que dentro de sus propósitos personales está alcanzar sus propósitos profesionales y un 18,8% declara que, si no está bien en su trabajo o en su faceta laboral, no puede alcanzar sus propósitos personales. El resto separa totalmente sus fines personales de los laborales.

Contador