Actualizado 25/01/2009 18:20 CET

Vascas.- López aboga por lograr la "alternancia democrática renovadora" y niega un pacto con el PP

Cree que sus adversarios "se han puesto tan nerviosos" que, en lugar de presentar su proyecto, se dedican "en exclusiva" a atacar al PSE

SAN SEBASTIAN, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

El secretario general del PSE-EE y candidato a lehendakari, Patxi López, aseguró hoy que su reto es lograr la "alternancia democrática y renovadora" y lograr el cambio tras 30 años de Gobierno nacionalista en Euskadi. Asimismo, subrayó que quiere gobernar para "resolver los problemas de las personas" y no para "tener poder y pisar moqueta", al tiempo que negó que vaya a pagar ningún precio al PP para acceder a Ajuria Enea.

López participó hoy en un acto político de precampaña celebrado en el Teatro Victoria Eugenia de San Sebastián, en el que intervino junto al presidente del Gobierno central, José Luis Rodríguez Zapatero, arropados por la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, los cabezas de lista a los próximos comicios de Gipuzkoa, Bizkaia y Alava, así como cargos y militantes socialistas.

En su discurso, el dirigente del PSE-EE insistió en que "ha llegado la hora del cambio" y de "recuperar la virtud de la cercanía a las personas". De este modo, remarcó que su intención no es gobernar para "tener poder y pisar moqueta" sino para "resolver problemas" y poner las instituciones "al servicio de los ciudadanos" y no para "dar a las a nuestras obsesiones particulares", en alusión a la gestión del PNV.

De este modo, consideró "increíble" que la formación jeltzale, "con el sentido patrimonialista que tiene de Euskadi", no sea capaz de entender que "en democracia los ciudadanos son los que deciden quién se aloja en el Gobierno y en quién confían". A su juicio, los adversarios políticos del PSE-EE "se han puesto tan nerviosos que, en lugar de presentar su proyecto político para este país, se dedican en exclusiva a atacar permanentemente a los socialistas".

CRITICAS

López dedicó una parte de su intervención a contestar a las declaraciones realizadas por otros líderes políticos en la jornada de ayer. En ese sentido, replicó al candidato de EB, Javier Madrazo, que el precio que piensa pagar al PP para llegar a Ajuria Enea es "cero".

"No voy a pagar ningún precio al PP porque ése no es mi objetivo", aseguró el candidato socialista, quien le recordó a Madrazo que "cero es infinitamente menor al precio que él lleva pagando a Ibarretxe diez años, incluso en contra de su partido y sólo para seguir montado en el coche oficial".

Asimismo, se refirió al dirigente de EA Unai Ziarreta y consideró "increíble" que esta formación "tras diez años a la sombra del Gobierno de Ibarretxe" sea ahora quien "más critica al PNV y los que hablan de la necesidad del cambio en Euskadi". "Además se empeñan en hacernos creer que ellos no estaban en el Gobierno. Igual es que lo hemos soñado pero a mí me ha parecido estar bien despierto cuando Azkarraga y compañía disfrutaban del Plan Ibarretxe y las consultas", ironizó.

López también tuvo palabras para el líder popular, Antonio Basagoiti, de quien denunció que pongan en entredicho la "firmeza de los socialistas frente a los violentos".

De este modo, le pidió al presidente de los populares vascos que "se dé una vuelta" por las casas del pueblo de Elgoibar y Balmaseda, reconstruidas tras sendas bombas de ETA, o por el resto de casas del pueblo en Euskadi para que "se dé cuenta de dónde está la dignidad, la firmeza, la fortaleza y el compromiso frente a ETA del PSE y dejará de decir tonterías".

Finalmente, se dirigió al dirigente del PNV Joseba Egibar para decirle que "seguro que él sabe mucho de conveniencias y banderas" y le preguntó "qué sabe" de los sentimientos de los socialistas "que llevamos en esta tierra más que su partido, porque somos el partido más antiguo de Euskadi". Tras recordar nombres como Indalecio Prieto o Ramón Rubial, advirtió a Egibar de que "ya vale de darnos lecciones de cómo querer y defender este país".

PROYECTO "COMPARTIDO E INCLUYENTE"

Patxi López aseguró que trabajará "sin descanso" por "unir a esta sociedad poniendo énfasis en lo mucho que nos une" y que gobernará "para todos y con todos" porque su proyecto es "compartido e incluyente" para que "nadie se sienta excluido y se tenga que ir de este país en contra de su voluntad".

Tras insistir en que "luchará por la paz y combatirá a ETA" y mostrar su apoyo a la construcción del TAV, el candidato socialista abogó por la "investigación y la innovación" para salir de la crisis y por "abandonar la bronca artificial" porque, según dijo, "un país no crece con ella sino con la cooperación".

"El 1 de marzo propongo un comienzo compartido, con muchas voces que tienen la firme convicción de unirse en un mismo canto para decir que queremos compartir un mismo futuro, que hemos abandonado el miedo y que decimos en voz alta lo que queremos", concluyó.

Lo más leído

  1. 1

    Limitadas en toda Galicia las reuniones a cinco personas y en Santiago solo a convivientes

  2. 2

    Podemos critica la condena de la presidenta de Infancia Libre y lo atribuye a la "justicia patriarcal"

  3. 3

    Jeff Bridges anuncia que padece cáncer

  4. 4

    El Gobierno avisa de que el toque de queda requeriría del estado de alarma y pregunta al PP si lo apoyaría

  5. 5

    El Congreso congela el sueldo a los diputados tras rechazar la subida el PP y Vox y frenarse también para los senadores