Actualizado 02/06/2010 13:57

Delegados de PIDE exigen en Mérida suprimir "partidas indecentes" en Educación para evitar reducción salarial

MÉRIDA, 2 Jun. (EUROPA PRESS) -

Una treintena de delegados del Sindicato del Profesorado Extremeño se manifestaron hoy en Mérida, ante la Presidencia de la Junta de Extremadura, para reclamar la eliminación de "partidas indecentes" de la Administración regional en materia educativa con el fin de evitar los recortes salariales para 15.500 profesores de la comunidad autónoma.

El presidente de PIDE, José Manuel Chaparro, explicó en declaraciones a los medios que la protesta en la capital extremeña del sindicato contra los "recortes sociales" va acompañada de concentraciones, también en esta mañana, en centros educativos de la región durante el recreo.

Durante la movilización en Mérida, los delegados sindicales portaban una solicitud de gran tamaño para entregar posteriormente en la Presidencia de la Junta que recogía las propuestas de PIDE sobre suprimir una serie de partidas "indecentes" con las que se obtendrían "20 millones de recorte" y con cuya aplicación, según Chaparro, "los docentes extremeños no vieran recortado su salario".

PIDE considera partidas "indecentes", entre otras cuestiones, determinadas ayudas y subvenciones a asociaciones de padres y madres de alumnos, sindicatos y para la adquisición de ordenadores. En este sentido, José María Chaparro dijo que PIDE tiene una subvención de 9.000 euros y una de las propuestas del propio sindicato es un "recorte" en esta misma partida.

Por otro lado, en su protesta de hoy en Mérida el sindicato muestra su rechazo a las instrucciones por parte de la inspección educativa de que "se amplíen los grupos de alumnos a 30 ó 35", se eliminen materias optativas y disminuyan las plantillas de profesores.

PIDE considera que "hay muchos gastos innecesarios y superfluos" en partidas de la Administración educativa "que no sirven para nada" y que "deberían de ser recortadas en situaciones de crisis", según explicó Chaparro. "Soluciones hay, y lo que hay que hacer es buscarlas; no se puede aplicar indiscriminadamente en el salario de un trabajador ningún tipo de recorte de manera ilegal y arbitraria como es en este momento", apostilló.

Afirmó que la Administración autonómica extremeña, "igual que las de otras comunidades, tiene "margen suficiente, si quiere", para no aplicar los recortes del Gobierno central.

El presidente de PIDE recalcó que "lo primero que está por delante para todo trabajador es su salario, que es a costa de su trabajo" y "nadie se lo ha regalado". Según indicó, el recorte medio del salario que sufrirán los docentes será de "más de 100 euros al mes" y añadió que "solamente en la paga extra de diciembre" se recortará el "30 por ciento".

Además, señaló que el recorte que se produce este año "se consolida el año que viene", por lo que en el próximo ejercicio seguirán cobrando "lo mismo". "Y no volveremos a recuperar esta pérdida de un 5,49 o de un 7 por ciento dependiendo del grupo al que pertenezcamos", agregó.