Publicado 18/11/2015 09:55CET

La Unión de Consumidores lanza consejos sobre una toma inadecuada de antibióticos

Antibióticos. Fármacos. Blíster. Pastillas.
BERBÉS

   MÉRIDA, 18 Nov. (EUROPA PRESS) -

   La Unión de Consumidores de Extremadura ha recordado que si se toman antibióticos de forma "repetida e inadecuada" se contribuye a aumentar la resistencia bacteriana a los antibióticos, lo que supone "uno de los problemas de salud más acuciantes en el mundo".

   Con motivo de la celebración este 18 de noviembre del Día Europeo para el uso prudente de los antibióticos, el colectivo considera así "necesario" promover el uso adecuado de los antibióticos, "porque puede prevenir la aparición y selección de bacterias resistentes a los antibióticos que se han convertido en un problema habitual en los hospitales de toda Europa".

   Insiste al respecto en que "el uso equivocado o incorrecto de los antibióticos puede hacer que las bacterias se vuelven resistentes frente a futuros tratamientos".

   Según apunta, esto representa "un riesgo para la salud, y no sólo para la persona que ha tomado los antibióticos de forma inadecuada, sino también para cualquier otra persona que pudiera contraer la bacteria resistente más adelante".

   En nota de prensa, advierte también de que si se sigue consumiendo antibióticos al ritmo "actual", Europa podría sufrir un "retroceso" a la "era anterior" a los antibióticos, "cuando una infección bacteriana normal y corriente, como una neumonía, podía suponer una sentencia de muerte". De este modo, añade que "si se necesita antibióticos en el futuro, es posible que ya no surtan efecto".

CONSEJOS

   Por este motivo, la Unión de Consumidores de Extremadura, se une a la campaña de la Unión Europea para promover el uso prudente de los antibióticos, recordando a los consumidores de que "los antibióticos no curan las infecciones causadas por virus, como el resfriado común o la gripe, y únicamente son eficaces para combatir las infecciones bacterianas".

   También recuerda que los antibióticos sólo pueden ser prescritos por los médicos, y suministrados por los farmacéuticos a través de la presentación de la receta médica; así como que si el médico ha confirmado que se necesita antibióticos "es muy importante tomárselos de forma responsable".

   Recomienda igualmente seguir las instrucciones del médico en la toma de antibióticos y en la duración del tratamiento, así como que no se interrumpa, "de manera que puedan seguir siendo eficaces también en el futuro".

   Incide igualmente en que los antibióticos "no son eficaces contra los resfriados, ni la gripe, y no impiden que los virus se diseminen a otras personas".

   En la misma línea, subraya que el uso incorrecto de los antibióticos "sólo sirve para que las bacterias se vuelvan resistentes a estos medicamentos", de manera que si se necesita antibióticos en el futuro, "es posible que ya no surtan efecto".

   Además, aconseja no guardar los antibióticos que sobren después del tratamiento, sino depositarlos en el contenedor Sigre de la farmacia. También recomienda seguir "siempre" las recomendaciones del médico sobre "cuándo y cómo usar los antibióticos de forma responsable".

   La Unión de Consumidores de Extremadura defiende también que hay que empezar a tener "conciencia social" sobre el Uso de los Medicamentos y las consecuencias de su mal uso.

   Finalmente, reitera que para que los antibióticos sigan curando enfermedades y reporten el beneficio social que les corresponde es "obligatorio" un uso adecuado de los mismos. Esta responsabilidad, según la Unión de Consumidores de Extremadura, "es de todos los sectores implicados: médicos, porque son los que prescriben; farmacéuticos, al dispensar los medicamentos; y por último los consumidores, que son los que los utilizan".