Estatuto.- Quintana lamenta que se perdiese "una oportunidad inmejorable" y culpa a la "confrontación" política estatal

Galicia Actual
Actualizado 17/01/2007 19:49:08 CET

Da por aplazadas sin fecha las negociaciones hasta que haya "otro momento político" y descarta que sea un fracaso del bipartito

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 17 Ene. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente de la Xunta y portavoz nacional del BNG, Anxo Quintana, lamentó hoy que los tres partidos no hayan llegado a ningún acuerdo para desbloquear la reforma del Estatuto de Autonomía porque se ha perdido "una oportunidad inmejorable" para abordar este proceso y atribuyó el fracaso al "nivel de confrontación y virulencia" que se vive en la política nacional.

"Lo intentamos pero no pudo ser. No hay un acuerdo. Habrá que esperar a otro momento político para que el acuerdo que hoy no tenemos se pueda dar", confesó Quintana para iniciar la rueda de prensa en la que anunció que fracasaron las negociaciones entre los tres partidos con representación parlamentaria, pese a la "flexibilidad" de su formación política.

No obstante, destacó que, a partir de ahora, "no valen eufemismos ni declaraciones de principios", porque la reunión de seis horas que hoy mantuvo con Emilio Pérez Touriño y con Alberto Núñez Feijóo sirvió para que los tres partidos pusiesen "encima de mesa" textos con sus propuesta concretas. "Esto es un avance, quizás el único avance", afirmó.

Acerca de las negociaciones, precisó que, aunque no fue aceptada su propuesta de definición identitaria --que mantuvo el término nación en las dos alternativas que defendió--, ni tampoco su iniciativa sobre el estatus de la lengua gallega --que abogaba por que los dos idiomas tuviesen "plena igualdad de estatus jurídico"--, él sí avaló las alternativas presentadas por Touriño.

"Sus propuestas eran muy matizables, pero yo las acepte", dijo al tiempo que criticó la negativa del PP a aceptar tanto las propuestas del BNG como las expuestas por el presidente de la Xunta. Por ello, censuró que el PP no acudiese a esta reunión con propuestas más concretas.

CRISPACION NACIONAL

En todo caso, puntualizó que el fracaso de las negociaciones no sólo debe ser atribuido a los desacuerdos entre los tres partidos, sino a la situación política que se vive en Madrid y a su "nivel de confrontación y virulencia", en alusión a la crispación generada entre los partidos nacionales por cuestiones como el proceso de paz en el País Vasco.

Así, argumentó que la situación no benefició al acuerdo y precisó que "parte de la justificación" para el fracaso de las negociaciones entre PP, PSdeG y BNG "hay que verla en esta coyuntura política".

Por ello, subrayó que "se ha perdido una oportunidad para que Galicia cuente con un Estatuto que la iguale a las otras nacionalidades históricas, "en especial a Cataluña", añadió. No obstante recordó que hay otras comunidades autónomas que no han presentado aún su propuesta y destacó que así Galicia no es la única en dejar incompleto este proceso, en referencia al País Vasco.

No obstante, el líder nacionalista anunció que su formación "no va a cerrar la carpeta para mejorar el autogobierno", tanto a través de la ejecución de las competencias del actual Estatuto, como retomando la revisión estatutaria cuando se dé "otra situación política".

SIN FECHA

Quintana no dio fechas para retomar las conversaciones y se limitó a destacar que los tres partidos acordaron que hasta que, no cambie la situación política, no se volverán a sentar a negociar. "No hablamos de elecciones municipales, autonómicas ni de ningún tipo de elecciones", aseveró en referencia al acuerdo entre Touriño y Feijóo por el que habían acordado aplazar la reforma hasta después de los comicios de mayo si no se conseguía el consenso necesario antes de febrero. "Simplemente no hay fechas", dijo el líder nacionalista.

A pesar de ello, Quintana señaló que "la vida sigue" y que "Galicia tendrá una segunda oportunidad". No obstante, descartó que sea el bipartito el que impulse el inicio de nuevas negociaciones y recalcó que no es un fracaso del actual Gobierno el que hoy no se haya llegado a un acuerdo porque, según recordó, tanto él como Touriño, dejaron en manos del Parlamento y de las fuerzas políticas este asunto.

DIVERGENCIAS

Quintana expuso que los tres partidos con representación parlamentaria tampoco llegaron a acuerdos en materia de financiación autonómica y sobre el catálogo de competencias exclusivas para Galicia.

Así, en cuanto a la financiación autonómica, dijo confesó que se llevó "una sorpresa" porque, a pesar de haber escuchado al PP en los últimos días "criticar que a los nacionalistas sólo les importa la lengua y la nación", la propuesta presentada por Feijóo "rebajaba en 250 millones" el fondo específico para paliar la dispersión de la población respecto a la propuesta del Bloque y no fijaba ninguna cantidad para el fondo específico de emigración.

"Esto indica que el BNG se tomó en serio todo el conjunto del Estatuto. No como otros", se quejó. El Bloque defendió en la reunión de hoy una segunda propuesta en la que eliminaba los porcentajes del 90% para IVA e IRPF y 100% para impuestos especiales y hablaba de "criterios de suficiencia", de forma que los porcentajes serían negociados con posterioridad entre los gobiernos de Galicia y Madrid.

En cuanto al catálogo de competencias, expuso que no se llegó a un acuerdo en puertos y aeropuertos de interés general y en un marco gallego de relaciones laborales.

co gallego de relaciones laborales.