Beiras explica en su posicionamiento a favor de ir con IU que el frente amplio se hizo "inverosímil e inviable"

Actualizado: viernes, 21 febrero 2014 17:34

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

El portavoz nacional de Anova, Xosé Manuel Beiras, explica en su posicionamiento al respecto del referendo a la militancia para determinar la concurrencia a las elecciones europeas en el que se decanta a favor de la opción que la opción del "frente amplio" se hizo "inverosímil e inviable".

Con el posicionamiento ante la militancia, el líder de Anova se desmarca de la opción oficial de la dirección, en la que se apuesta por una coalición con fuerzas políticas de la izquierda nacionalista de las naciones sin estado y/o plataformas cívico-políticas de izquierda y rupturistas.

En el documento firmado por Beiras, y al que ha tenido acceso Europa Press, el veterano político, que suma así su postura a la ya expresada por referentes como el alcalde de Teo, Martiño Noriega, en un manifiesto bajo la marca #NósQueremosAGE, asegura que esta elección responde a su "leal criterio personal".

Explica que, aunque "la literalidad del enunciado no se corresponde cumplidamente con el enfoque" que él le da a las elecciones, resulta ser "la única de las tres opciones que permite utilizar y desarrollar este enfoque" puesto que una de ellas supone "autoexcluirse" y la otra (la de la dirección) "resulta incompatible" con su diagnóstico del "estado de la cuestión" y "contradictoria" con los objetivos a alcanzar.

Así las cosas, en este posicionamiento, Xosé Manuel Beiras justifica que "pese a los esfuerzos" de Anova y de recibir "felicitaciones y buena disposición de casi todos los interlocutores", el proyecto de un "frente amplio" a nivel del Estado español que integrase a todas las fuerzas políticas de la izquierda rupturista, incluidas las nacionalistas, se hizo "inviable e inverosímil".

En el ámbito gallego culpa al BNG de "obstruccionista" y en el estatal señala que la conexión entre fuerzas políticas y plataformas y movimientos cívicos "sigue siendo un mero desideratum". A modo de "conclusión", apunta que el escenario de las europeas como "ensayo general de una quiebra democrática con el régimen español actual ya es ilusorio", por lo que el enfoque a una gran coalición "carece de sentido".

RESPETAR EL SUJETO POLÍTICO

Xosé Manuel Beiras explica que la "única condición indispensable" para una alianza es que los socios "asuman y respeten en la práctica la condición de sujeto político" y que se muestre esta situación en el escenario electoral.

Ligado a ello, el líder de Anova recuerda que se entrevistó "un miembro de la dirección estatal de IU". Concretamente, fue el secretario de Organización, Miguel Reneses, quien le garantizó lista propia para Galicia, al igual que en Cataluña, además de un puesto de salida para el candidato del "espacio AGE", según confirmó a Europa Press el propio dirigente. Beiras señala en su carta que la garantía del escaño es para el aspirante "Anova, no de EU", y que ni siquiera es necesario que se "rotule" como AGE esa candidatura.

"Bajo mi punto de vista, esa fórmula reúne los requisitos que, en mi humilde opinión, y en la difícil coyuntura en que nos encontramos, se desprenden del análisis/diagnóstico que acabo de exponer", añade Beiras, quien aprovecha el escrito para mostrar su "respeto y gratitud al trabajo realizado por los miembros de la dirección de Anova", de los que se desmarca, y singularmente por el comisionado de relaciones políticas, Luis Eyré.

Con anterioridad, Beiras hace un matiz sobre la opción elegida por la dirección para señalar que el BNG está "descartado" y los "saboteó"; EH-Bildu "incumplió el compromiso" de que si el BNG excluía a EU a priori ellos "pasarían del BNG y su socio en Galicia sería Anova" y ERC "va por libre", con lo está "descartado", y las CUP todavía no han decidido ni siquiera concurrir a las elecciones.