Publicado 13/09/2021 18:21CET

CC.OO. constata 420 plazas menos en la adjudicación de secundaria respecto al curso pasado

Archivo - Pizarra en una clase
Archivo - Pizarra en una clase - IREKIA - Archivo

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 13 Sep. (EUROPA PRESS) -

El sindicato CC.OO. Ensino ha reiterado este lunes sus críticas a la reducción de la distancia interpersonal de 1,5 a 1,2 metros en las aulas gallegas a partir de este curso, una decisión que achaca a una intención de la Xunta de reducir docentes y efectivos.

La organización ha argumentado su postura con la reciente publicación de la adjudicación definitiva de destinos de secundaria, en la que se constatan 420 plazas menos que el pasado año y que a su juicio indica "el alto grado de reducción de desdobles" planteado para este curso.

Así lo han trasladado en rueda de prensa Luz López y José Fuentes, que advirtieron de que el "criterio economicista" representa "el principio rector" para adoptar las medidas en los centros gallegos y el cálculo de distancias en el aula.

López lamentó que el Ministerio de Educación "renunciase a liderar" el proceso de elaboración de las medidas del curso, dado que la fijación de las distancias queda en manos de cada comunidad autónoma.

Esta situación lleva a que comunidades como Galicia se sirvan de la reducción del criterio de distancia como "elemento fundamental" para recortar efectivos y elevar de nuevo el número de alumnos por aula.

Asimismo, criticó al argumento esgrimido por el Gobierno gallego de que Galicia tiene la ratio más baja del Estado junto a Extremadura, puesto que esta cuestión se refiere a una media que solo se cumple en el rural donde existe menos alumnado.

SITUACIÓN EN PRIMARIA

Además de en secundaria, Fuentes incidió en al reducción de 116 unidades (47 en infantil y 69 en primaria) y la eliminación de 169 puestos de trabajo, cuestión que derivó en protestas en determinados municipios en este inicio de curso.

Uno de los puntos donde se han practicado estos recortes es en Santiago de Compostela. En concreto, el ANPA del CEIP Monte dos Postes ha denunciado que Educación decidió poner un tutor compartido entre este centro y el CEIP das Fontiñas, de modo que el docente asista semanalmente tres días a uno y otras dos jornadas a otro.

Tanto el ANPA como las familias a título personal han registrado por escrito una demanda para instar a la Consellería a rectificar su decisión y avanzan movilizaciones en caso de no tener una respuesta positiva.

MANTENER EFECTIVOS

El sindicato ha insistido en defender que se mantenga la distancia de 1,5 metros y en apostar por una enseñanza "presencial y segura".

Del mismo modo, urge a incrementar el personal de limpieza para poder cumplir los protocolos y solicita a la Consellaría de Educación que realice "cuanto antes" la evaluación de centros y puestos de trabajo.

También se ha referido al nuevo sistema de evaluación y la posible eliminación de los exámenes de recuperación en ESO.

Fuentes ha censurado que se traslade que la medida suponga "eliminar la cultura del esfuerzo" y ha matizado que la evaluación es un proceso "sistemático" del curso, y no "solamente pruebas", para así instar a los representantes políticos a llegar a "puntos de encuentro" y propuestas para alcanzar un documento "de consenso".

PROBLEMAS CON MATERIAS

Este mismo lunes, la CIG-Ensino se refirió a las quejas que le están trasladando diferentes centros por la negativa de la Xunta a autorizar la impartición de materias en ESO y bachillerato en caso de contar con menos de cinco alumnos.

Las instrucciones del curso mantienen criterios de otros años, de modo que "con carácter general" se establece un mínimo de cinco alumnos en materias troncales de bachillerato tanto en entornos urbanos como rurales.

En el caso de que estas materias se cursen dentro del bloque de específicas, esa limitación se marca con carácter fijo en el caso del medio rural y se sitúa en 10 en el ámbito urbano.

El sindicato señala que, hasta ahora, la Consellería permitía impartir esas materias en caso de existir profesores con disponibilidad horaria.

Sin embargo la inspección está comunicando a IES de zonas rurales que no se permitirán excepciones, lo que para CIG representa "una clara discriminación".

La CIG sitúa Latín como una de las materias más afectadas, además de Dibujo Técnico, Física, Historia del Arte Griego o Francés de 2º de bachillerato.

Todos los casos conocidos cuentan con cuatro alumnos matriculados en centros de municipios como Melide, Chantada, Cangas, A Estrada o Becerreá, aunque las limitaciones también se darían en zonas urbanas como A Coruña o Lugo.

ESPACIOS SEGUROS

En una entrevista concedida a la CRTVG, el conselleiro de Cultura, Educación e Universidade, Román Rodríguez, defendió de nuevo que las aulas fueron "espacios seguros" el pasado año y que el sistema "estuvo a la altura y fue responsable".

Para este curso, insistió de nuevo en los 1.250 docentes de apoyo del Plan Recupera y en que el número de profesores será, en todo caso, mayor al que había el curso anterior a la pandemia de la covid-19, para volver a destacar la ratio de Galicia en el conjunto del Estado.

Por otro lado, criticó de nuevo la propuesta del Gobierno de eliminar los exámenes de recuperación en ESO, al entender que podría generar una desigualdad entre alumnos.

También se refirió al anteproyecto de la futura Ley Orgánica del Sistema Universitario, que considera "difusa". En todo caso, instó a "modernizar y adaptar" el texto, además de lamentar que "no hubo diálogo con las comunidades autónomas".

Contador

Para leer más