28 de mayo de 2020
 
Publicado 08/04/2020 22:06:04 +02:00CET

Diez nuevos fallecidos en los hospitales gallegos eleva a 288 el cómputo de víctimas del COVID-19

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 8 Abr. (EUROPA PRESS) -

La muerte de 10 personas en las últimas horas en los hospitales gallegos ha elevado el número de fallecidos por el COVID-19 a 288 en toda Galicia, entre los producidos estos centros sanitarios y en las residencias de mayores.

Estos diez casos se unen a los seis dados a conocer a lo largo de este miércoles en los hospitales de Galicia, además de otros ocho en residencias.

La evolución de fallecidos en centros sanitarios experimenta cierto repunte respecto a pasadas jornadas, con cinco más que este martes, pero manteniéndose en términos similares al fin de semana (el domingo hubo 16 y el sábado 15).

En concreto, entre estos nuevos fallecidos se encuentran dos varones de 76 y 74 años y una mujer de 60 que estaban ingresados en el Complexo Hospitalario da Coruña; además de otros dos hombres, de 90 y 86, y tres mujeres, de 83, 90 y 86 años, en el Chuvi.

El resto de casos se han dado en el hospital Quirón de Pontevedra, un varón de 59 años; y en el HULA, un hombre de 92 años. Todos ellos presentaban patologías previas.

Durante la jornada de este miércoles, Sanidade ya había confirmado la muerte de otras seis personas: un hombre de 83 años y una mujer de 91 años en el Complejo Hospitalario Universitario de Ourense; dos varones de 76 y 88 años de edad en el Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña; una mujer de 93 años en el centro HM Rosaleda de Santiago; y otra mujer, de 80 años de edad, en el Hospital Comarcal de Valdeorras.

Con los últimos datos añadidos, el cómputo por áreas sanitarias (232 en total) asciende a 67 en A Coruña, 49 en la de Vigo, 42 en Ourense, 29 en Santiago, 16 en Ferrol, 17 en Lugo y 11 fallecidos en la de Pontevedra.

RESIDENCIAS DE MAYORES

Por otro lado, en las residencias de mayores se han confirmado ocho fallecidos este miércoles: 5 en el centro DomusVi de San Lázaro de Santiago, uno en la residencia de Bande (Ourense), y 2 en la de Nuestra Señora de la Esperanza (Ourense).

Así, desde que se inició la crisis sanitaria, han muerto 16 mayores en el centro DomusVi de San Lázaro, 11 en el DomusVi de Cangas, otros 11 en la residencia Nuestra Señora de la Esperanza, 7 en la DomusVi del barrio vigués de Barreiro, 6 en El Portazgo (A Coruña), uno en el Fogar Bellolar, otro en la residencia de Castro Caldelas, uno más en Remanso Claudina-Somoza (A Coruña), uno en San Carlos de Celanova, otro en la residencia Divino Maestro (Ourense) y uno en la residencia de Bande.

Según los datos trasladados por Sanidade, del total de 288 fallecidos por la pandemia, 108 son muertes vinculadas con centros residenciales. Es decir, si 57 fallecieron en las propias residencias, otras 51 personas usuarias de estos centros lo hicieron en hospitales o en las llamadas residencias integradas.

Para leer más