Las familias y empresas en quiebra aumentan un 64,3%, hasta las 46, en Baleares en el cuarto trimestre

Actualizado 07/02/2019 10:15:20 CET
Evolución familias en quiebra en Baleares
EUROPA PRESS

   PALMA DE MALLORCA, 7 Feb. (EUROPA PRESS) -

Las familias y empresas de Baleares que se declararon en concurso de acreedores (suspensión de pagos y quiebras) en el cuarto trimestre de 2018 ante la imposibilidad de afrontar sus pagos y deudas sumaron un total de 46 deudores concursados, lo que representa un aumento del 64,3 por ciento respecto al mismo periodo del año anterior.

Así lo revela la Estadística del Procedimiento Concursal publicada este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Según los datos del INE, en Baleares prácticamente todos los concursos (44) fueron voluntarios y solamente dos eran necesarios.

Un total de 37 concursos se tramitaron mediante procedimiento abreviado y nueve como procedimiento ordinario. Todos ellos se hicieron sin existencia de propuesta anticipada.

Del total de deudores concursados, 12 eran personas físicas sin actividad empresarial y el resto, empresas, que a su vez se dividen en sociedades de responsabilidad limitada (31), personas físicas (dos) y sociedades anónimas (una).

De las 34 empresas concursadas, una se dedicaba a la energía, siete a la construcción, tres al comercio al por mayor, siete al comercio al por menor y vehículos, tres al transporte y almacenamiento, una a la hostelería, una a inmobiliarias financieras y seguros, dos a actividades profesionales, dos a actividades administrativas y servicios auxiliares, cuatro al resto de servicios y una sin clasificar.

Además, de las 34 empresas concursadas en Baleares, la mayoría tenía menos de 20 asalariados y sólo dos estaba entre el tramos entre 20 y 49 asalariados.

En cuanto al volumen de negocio, la mayoría no llegaban a los dos millones de euros, y solo una se encuentra en el tramo de entre los dos y los cinco millones.

Por antigüedad, nueve empresas tenían cuatro años o menos, seis entre cinco y otros años, siete entre nueve y 12 años, cuatro entre 13 y 16 años, una entre 17 y 19 años y cuatro empresas tenían 20 años o más.

DATOS NACIONALES

Las familias y empresas que se declararon en concurso de acreedores (suspensión de pagos y quiebras) ante la imposibilidad de afrontar sus pagos y deudas sumaron 5.635 en 2018, lo que supone un descenso del 2,1% respecto a 2017, según la Estadística de Procedimiento Concursal del Instituto Nacional de Estadística (INE) publicada este jueves.

Este descenso anual fue consecuencia del retroceso en un 3,1% de las empresas en concurso, hasta sumar 4.131, ya que las familias que se declararon en quiebra se incrementaron un 0,8% en el conjunto de 2018, encadenando su tercer ascenso anual consecutivo tras el de 2017 (+56,1%) y 2016 (+47,3%), aunque mucho más moderado. En total, 1.504 familias entraron en concurso el año pasado.

Dentro del segmento empresarial, en 2018 descendieron los concursos presentados por sociedades anónimas (-13,6%) y limitadas (-2,7%), pero por tercer año consecutivo se incrementaron los procedimientos concursales en las personas físicas con actividad empresarial, un 18,9%, hasta totalizar 333 concursos.

Sumando familias y empresas, el número total de deudores concursados alcanzó la cifra de 5.635 en 2018, un 2,1% menos que en 2017. De esta forma, se vuelve así a tasas negativas después de que los deudores concursados crecieran un 9,5% en 2017.

Por tipo de concurso, en 2018 se registraron 5.287 concursos voluntarios, un 1,5% menos que en 2017, y 348 necesarios, un 9,1% menos. Atendiendo a la clase de procedimiento, los ordinarios disminuyeron un 14,4% y los abreviados, un 0,3%.