Publicado 25/02/2021 13:27CET

La Mesa de Diálogo no cierra medidas para Semana Santa aunque algunos miembros anticipan su apoyo a endurecimientos

Archivo - Un restaurante cerrado en Palma en enero.
Archivo - Un restaurante cerrado en Palma en enero. - Isaac Buj - Europa Press - Archivo

PALMA, 25 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Mesa de Diálogo Social entre el Govern y los agentes sociales no ha cerrado este jueves posibles medidas especiales para la Semana Santa en Baleares, si bien algunos miembros -Pimem y UGT- han expresado públicamente que apoyarían un endurecimiento de las medidas si fuera necesario.

"No hemos acordado todavía nada de Semana Santa", ha dicho Armengol, que ha indicado que es algo que se irá "hablando" a lo largo de los próximos días.

Con todo, el presidente de la Federación de la Pequeña y Mediana Empresa de Mallorca (Pimem), Jordi Mora, se ha referido a la posibilidad de restricciones concretas durante su intervención en la rueda de prensa posterior a la Mesa.

"Si es necesario durante los días de Semana Santa aplicar restricciones adicionales, como podría ser cerrar interiores de restaurantes y sacrificar cuatro o cinco días de facturación buscando un bien mayor que sea el control de la pandemia, estaríamos dispuestos", ha declarado.

En este sentido, cabe señalar que las medidas acordadas este jueves no contemplan todavía una apertura de interiores en la restauración.

Por su parte, el secretario general de UGT Baleares también ha manifestado que "si en Semana Santa hay que tomar medidas más estrechas habrá que apoyarlas".

A preguntas de los medios, Armengol ha insistido en que no han "cerrado nada" sobre la Semana Santa ya que "es imposible" debido a la necesidad de analizar la evolución de distintos factores, entre ellos la incidencia de la cepa británica, que en Ibiza tiene ya una penetración del 50 por ciento.

Así, la presidenta ha rechazado "especular" con las medidas que se tomarán en 15 días, cuando se revisen las medidas que se han tratado este jueves.

"Somos conscientes de que tenemos que asegurarnos sanitariamente para poder tener una reapertura lo antes posible", ha señalado la presidenta al ser preguntada por posibles restricciones en Semana Santa.

Armengol también ha recordado que Baleares ya aplicó "medidas muy duras antes de Navidad" y que optó por "salvar vidas" en lugar de salvar las fiestas. "Seguimos en esta fase", ha incidido, sin especificar si habrá restricciones de movilidad como las que han planteado otros territorios.