Actualizado 24/04/2010 07:38 CET

Palma se une hoy a las concentraciones convocadas en favor del magistrado y de las víctimas del franquismo

La manifestación tendrá lugar a partir de las 18.30 horas en la Plaza de España de la capital balear

PALMA DE MALLORCA, 24 Abr. (EUROPA PRESS) -

Los ciudadanos de Palma se unirán hoy a las concentraciones y manifestaciones convocadas a nivel nacional para protestar por la causa abierta en el Tribunal Supremo (TS) contra el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón a raíz de la presunta prevaricación cometida al investigar las desapariciones del franquismo.

De este modo, tendrá lugar a partir de las 18.30 horas en la Plaza de España una concentración que tendrá réplicas semejantes en las principales ciudades de todo el país. Unas protestas que se suman a un calendario mucho más amplio de actos que comenzó a principios de abril y que se seguirán llevando a cabo de manera indefinida.

Según informó la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica de Mallorca, la concentración se llevará a cabo bajo el lema 'No a la impunidad de los crímenes franquistas', mientras que mañana tendrá lugar a las 11.00 horas, en el Bosque de la Memoria de Bendinat, un homenaje a las víctimas de la represión franquista.

En la causa, el sindicato Manos Limpias y la asociación Libertad e Identidad -querellantes junto a Falange, que fuese hoy expulsada del procedimiento- acusan al magistrado de haber cometido un delito de prevaricación en sus investigaciones de las desapariciones del franquismo, por el que solicitan una pena de 20 años de inhabilitación.

En su escrito de acusación, de 86 páginas, Manos Limpias sostiene que en todas sus actuaciones, el magistrado de la Audiencia Nacional "era perfectamente consciente de su incompetencia; de la retroactividad sancionadora que adoptaba; de la prescripción de los delitos que perseguía; del fallecimiento de víctimas y autores; de la creación de una causa general en contra de los principios de legalidad, culpabilidad y personalidad; de la inaplicación del derecho consuetudinario internacional, y de la infracción en suma de los más elementales criterios de legalidad".

El magistrado del Tribunal Supremo Luciano Varela resolvió proceder penalmente contra el juez por un presunto delito de prevaricación que habría cometido al investigar, sin ser competente para ello, las desapariciones durante el franquismo. El auto hecho público hoy, contra el que cabe recurso de apelación, da diez días a las partes para que presenten escrito de acusación contra el juez y soliciten la apertura del juicio oral.

LAS OTRAS CAUSAS ADMITIDAS A TRÁMITE

La resolución supone el inicio de los trámites de preparación del juicio, al poner fin a la fase de instrucción de la primera de las tres causas abiertas al titular del Juzgado Central de Instrucción número 5. Las otras causas admitidas a trámite investigan posibles conductas delictivas del juez relacionadas con los cobros que obtuvo durante la organización de unos cursos en Nueva York y por intervenir comunicaciones de imputados en el "caso Gürtel" con sus abogados en prisión.

En su auto, Varela rechazaba todas las pruebas solicitadas por Garzón en su defensa, entre las que se incluían la declaración de los magistrados de la Audiencia Nacional favorables a su tesis y también las de juristas internacionales, al considerar que "exceden del contenido propio" de las diligencias de instrucción. El magistrado concretaba que el delito cometido por Garzón fue "la adopción de plurales decisiones que por múltiples motivos se califican como opuestas al ordenamiento jurídico, desde la consciencia de dicha antijuricidad y, por ello, eventualmente constitutivas de un delito de prevaricación".

Por su parte, la Asociación para la recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) lamenta la decisión del Tribunal Supremo al considerar que supone un "agravio" a las víctimas de la dictadura franquista y "satisface a quienes cometieron y legitimaron las violaciones de derechos humanos de la dictadura y a quienes desde el presente las enaltecen".

QUERELLA POR SENTAR EN EL BANQUILLO A GARZÓN

En este contexto, la Associació de Recuperació de la Memòria Històrica de Catalunya (ARMHC) y la Asociación para la Memoria Histórica de Mallorca presentaron una querella por prevaricación contra Varela y contra el presidente de la Sala de lo Penal del TS, Juan Saavedra, al considerar que ambos cometieron prevaricación en las resoluciones que llevarán al banquillo a Garzón.

Cabe destacar que, de forma paralela, la recogida de firmas en apoyo a Garzón promovida por la Fundació Gadeso ha alcanzado la cifra de 2.086 firmes en ocho días, a lo que ha contribuido la actividad de las diversas redes sociales. Todas estas firmas se entregarán a la Asociación para la Memoria Histórica de Mallorca, que a su vez las sumará a las más de 600.000 que ya se han recogido en España y a nivel internacional, y que ya se han entregado al Tribunal Supremo.