El Parlament rechaza la propuesta de MÉS para recuperar los dos periodos de rebajas

Archivo - Varias personas van de compras durante el Black Friday.
Archivo - Varias personas van de compras durante el Black Friday. - Tomàs Moyà - Europa Press - Archivo
Publicado: martes, 11 junio 2024 17:51

PALMA, 11 Jun. (EUROPA PRESS) -

El pleno del Parlament ha rechazado la proposición de ley de MÉS per Mallorca para recuperar los dos periodos tradicionales de rebajas y que la regulación dependa de las Comunidades Autónomas.

La iniciativa contemplaba recuperar el redactado original de la ley 7/1996 de ordenación del comercio minorista, en concreto en lo contenido en el artículo 25, que fue modificado en 2012 por el Gobierno del PP, presidido entonces por Mariano Rajoy, para introducir la liberalización de los periodos de rebajas.

La votación ha sido pública y por llamamiento y ha arrojado un resultado de 23 votos a favor y 34 en contra, entre ellos el del conseller de Empresa, Empleo y Energía, Alejandro Sáenz de San Pedro, y otros miembros del Govern.

Como anécdota, la vicepresidenta primera del Parlament, Coia Sugrañes, del PP, ha expresado inicialmente y por error su voto afirmativo, aunque al recibir los aplausos de la izquierda, se ha percatado del error y, rápidamente, ha rectificado.

La proposición de los ecosoberanistas contemplaba, por un lado, que las ventas en rebajas solo pudieran tener lugar como tales en dos temporadas anuales, una a primeros de año, y la otra, en verano, y, por otro lado, que la duración de cada periodo de rebajas fuera como mínimo de una semana y como máximo de dos meses, de acuerdo con la decisión de cada comerciante, dentro de las fechas concretas y el régimen jurídico que fije la Comunidad Autónoma.

Cabe recordar que esta proposición de ley ya fue aprobada en el año 2018 en el Parlament con 51 votos a favor de PSIB, PP, Podemos, MÉS per Mallorca, Més per Menorca y El PI. Sin embargo, en 2021 el Congreso de los Diputados rechazó el texto con los votos de PSOE, Podemos, Vox y Ciudadanos.

El diputado de MÉS per Mallorca Ferran Rosa ha defendido que la liberalización ha servido para crear un clima de rebajas constantes y una situación de desequilibrios del pequeño y el mediano comercio frente a la gran superficie. "El resultado ha sido nefasto para los comercios y para los usuarios", ha argumentado.

Rosa ha lamentado que esta vez la iniciativa no haya prosperado --el PP se abstuvo en la toma en consideración y Vox votó a favor-- y se ha preguntado si el motivo de los votos ahora en contra de PP y Vox han sido las alegaciones presentadas por grandes superficies.

El diputado del PSIB Marco Antonio Guerrero ha argumentado que la modificación que impulsó el PP de Mariano Rajoy supuso una liberalización que contribuyó a agravar los desequilibrios entre las pequeñas y las grandes empresas y las grandes corporaciones. Guerrero ha alertado, además, de los efectos sobre la precarización del empleo.

El socialista ha expresado la necesidad de medidas de discriminación positiva hacia el pequeño comercio que se ve presionado, además, por otros retos como la digitalización y la venta en línea.

El portavoz de Més per Menorca, Josep Castells, ha reiterado su apoyo a la economía local y ha reivindicado el comercio local como "calidad de vida". Rechazando esta propuesta, ha justificado, se deja desamparado al pequeño comercio.

Cristina Gómez, de Unidas Podemos, ha argumentado que defender el pequeño comercio es defender el empleo de calidad frente a la precarización de las grandes compañías.

En los turnos en contra, la diputada de Vox María José Verdú ha explicado que tras votar a favor de la toma en consideración, ahora votan finalmente en contra tras concluir que la vuelta a los dos periodos no favorece a los comerciantes, a los consumidores ni a la economía en general.

Verdú ha argumentado que restringir las rebajas a dos opciones va en contra de la libertad de mercado, de la competencia y de la libertad del consumidor. Para la diputada de Vox, el reto al que se enfrenta el pequeño comercio no tiene que ver con la liberalización de las rebajas sino a los nuevos entornos impulsados por la digitalización.

Por parte del PP, el diputado Jordi López ha considerado que volver a la rigidez de dos periodos de rebajas es "poner puertas al campo" en un momento en que el comercio está tratando de competir con iniciativas de descuentos frente a las grandes plataformas online.

En este sentido, López ha defendido que las necesidades de los comercios pasan ahora por la modernización y la actualización a los nuevos comportamientos de compra. "Estamos al lado del comercio y queremos que sea competitivo y apoyado por la administración", ha afirmado. El PP se abstuvo en la toma en consideración y ahora ha votado en contra, tras los análisis realizados por parte de la Conselleria de Empresa sobre el comercio de Baleares.

Contador

Leer más acerca de: