Publicado 18/11/2017 12:33:53 +01:00CET

La Sociedad Española de Ginecología realiza una campaña sobre el consumo de ácido fólico en el embarazo

Consumo ácido fólico embarazo
CENTRO DE INFORMACIÓN CERVEZA Y SALUD

PALMA DE MALLORCA, 18 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia ha llevado a cabo una campaña de concienciación sobre la importancia de consumir las cantidades adecuadas de ácido fólico antes, durante y después del embarazo.

En esta línea, ha tenido lugar en Palma este sábado la presentación del documento 'El papel del ácido fólico en el embarazo' del vicepresidente de la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia, el doctor Tirso Pérez.

Esta actividad, que se ha realizado a partir de las 11.00 horas en el hotel Tryp Palma Bellver, ha incluido una master class de actividad física para mujeres dictada por MAMIfit, así como un posterior cóctel marinado con cerveza sin alcohol.

"Muchas veces se piensa que durante el embarazo la mujer no debe realizar actividad física y la realidad es que sí debe hacerlo porque esto mejora la capacidad cardiovascular y puede disminuir el riesgo de padecer diabetes gestacional. Es recomendable que realicen actividades de intensidad moderada como caminatas, natación, yoga, pilates, entre otras", ha explicado Pérez.

De este modo, las mujeres que desean quedar embarazadas y las que ya lo están asegurar las dosis apropiadas de ácido fólico en su cuerpo para garantizar la correcta formación del tubo neural del feto.

"Se debe empezar a tomar un mes antes de buscar el embarazo, ya que la salud del tubo neural del feto se define en gran medida durante las 4 primeras semanas de gestación", ha señalado el vicepresidente de la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia.

Así, existen alimentos y bebidas que aportan una importante cantidad de folatos. Las judías, el hígado de ternera, las semillas de girasol, garbanzos y espinacas son las principales fuentes de ácido fólico1.

En cuanto a las bebidas, el zumo de naranja natural y la cerveza sin alcohol encabezan la lista de las que podrían aportar una mayor cantidad de esta vitamina1.

"La cerveza es una de las bebidas que contiene más ácido fólico (5g/100ml). La ingesta de un botellín (250 ml), siempre sin alcohol durante el embarazo, podría aportar el 7,5% de la cantidad diaria recomendada de la vitamina en embarazadas", ha afirmado Pérez.

El ácido fólico es una vitamina del grupo B, hidrosoluble, cuyas cantidades sobrantes salen del cuerpo a través de la orina. Esto significa que el cuerpo no almacena el ácido fólico, lo que hace necesario que se ingiera de forma regular en los alimentos que se consumen.

Según la Sociedad Española de Ginecología, la ingesta diaria recomendada de ácido fólico en mujeres es de 200 microgramos (mcg)/día, entre 400 y 800 mcg/día si están planeando quedarse embarazadas o si ya lo están y 300 mcg/día si están en período de lactancia1. Una dieta apropiada puede aportar alrededor de 250 mcg/día de folatos.

Además, una ingesta deficiente de la vitamina podría ocasionar durante el embarazo defectos del tubo neural del feto (malformaciones del sistema nervioso central, como la espina bífida).

Además de tener un papel esencial durante el embarazo el ácido fólico es esencial para el sistema nervioso y la regeneración de las células, que ayuda también a regular los niveles de homocisteína, factor de riesgo en enfermedades cardiovasculares.

CERVEZA SIN ALCOHOL Y SUS PROPIEDADES

La cerveza sin alcohol está elaborada con los mismos ingredientes naturales que la cerveza tradicional (agua, cebada, lúpulo), a la que se le ha suprimido el alcohol.

Asimismo, aporta fibra soluble y minerales, apenas tiene calorías (17 kcal/100 ml) y es una alternativa para las mujeres consumidoras habituales de cerveza que están en estado de gestación o en periodo de lactancia.

Por último, el Centro de Información Cerveza y Salud (CICS) ha querido dar respuesta a la demanda informativa existente en torno a esta bebida apoyando todas aquellas iniciativas relacionadas con su investigación y proporcionando a los profesionales sanitarios y la sociedad información objetiva y contrastada, bajo la supervisión de los profesionales de la medicina, la dietética y la nutrición que conforman el Comité Científico de esta entidad.