Publicado 15/11/2015 15:53CET

Ankara despeja polémicas con la OTAN al cancelar su licitación para instalar un sistema antimisiles chino

BELEK, 15 Nov. (Reuters/EP) -

Las autoridades han cancelado una licitación de 3.400 millones de dólares para instalar un sistema antimisiles de largo alcance, adjudicada provisionalmente a China y origen de cierta inquietud en el seno de la OTAN por motivos estratégicos y de compatibilidad tecnologica.

Turquía, un país miembro de la alianza, había elegido a la empresa China Precision Machinery Import and Export Corp como su candidata preferida para cerrar el acuerdo, a pesar de las dudas de sus socios sobre posibles riesgos que podría entrañar la elección de tecnología china, ajena al bloque y, en algunas ocasiones, incompatibles con los sistemas empleados por la OTAN.

No obstante, "se ha decidido cancelar esta licitación", según fuentes despacho del primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, quien tomó la decisión "esta misma semana" tras expresar sus dudas con la integración del nuevo escudo anti misiles con la infraestructura de la OTAN.

Para leer más