Publicado 13/04/2016 20:55CET

Arabia Saudí limita el poder de la Policía religiosa

Mujeres en Arabia Saudí
STRINGER . / REUTERS

DUBAI, 13 Abr. (Reuters/EP) -

Arabia Saudí ha restringido las facultades de la Policía religiosa, un pseudo cuerpo de seguridad cuya agresividad en el control de la aplicación de las leyes islámicas ha suscitado una ola de críticas desde el sector más liberal.

A partir de ahora, la Comisión para la Promoción de la Virtud y la Prevención del Vicio no podrá perseguir, interrogar ni arrestar a sospechosos, de acuerdo con un comunicado del Gobierno difundido por la agencia de noticias oficial SPA.

Los policías religiosos tendrán que informar sobre los posibles delitos y sospechosos a la Policía o las autoridades pertinentes, que serán las encargadas de llevar a cabo los procedimientos necesarios en cada caso.

La Policía religiosa tiene un importante papel en Arabia Saudí. Se encarga de controlar el cumplimiento de las leyes islámicas en materia de alcohol, drogas y sexo, especialmente las dirigidas contra las mujeres.

Este giro es llamativo porque desde la llegada del rey Salman al poder se ha especulado que daría un margen más amplio de actuación a estos policías después de que expulsara de la Policía a un reformista religioso.

Este escuadrón ha sido muy criticado, especialmente en los medios sociales, por varios casos de alto perfil sobre persecuciones en coche que resultaron en accidentes mortales, lo que llevó al Gobierno a prohibir en 2012 este tipo de persecuciones.

El mes pasado surgió otra polémica por un vídeo difundido en las redes sociales que mostraba a policías religiosos pegando a una mujer joven a la entrada de un centro comercial de Riad por no cubrirse la cara, según informó la prensa local.

Para leer más