Publicado 22/04/2015 21:52CET

Armenia se declara preparada para normalizar las relaciones con Turquía

EREVÁN, 22 Abr. (Reuters/EP) -

El presidente de Armenia, Serzh Sarksyan, ha declarado este miércoles que el país está preparado para normalizar las relaciones con Turquía, rotas por el supuesto genocidio cometido por el Imperio Otomano contra la minoría armenia hace ya un siglo.

"Debemos establecer relaciones normales con Turquía", ha dicho Sarksyan en declaraciones a la prensa, aclarando que Armenia no pondrá "condiciones previas", lo cual excluye la tradicional exigencia de que Ankara reconozca el genocidio armenio.

Así, el jefe de Estado ha subrayado que el proceso de reconciliación bilateral podrá comenzar "cuando Turquía esté lista para normalizar las relaciones sin condiciones previas, recalcando que el próximo paso depende de Ankara.

Armenia y Turquía firmaron en 2009 un acuerdo para el restablecimiento de las relaciones diplomáticas, pero este pacto ha quedado paralizado en los parlamentos de ambos países, que se acusan mutuamente de reescribir el documento original.

Hace dos meses, Sarksyan retiró estos acuerdos del Parlamento, según explicó, para "enviar un mensaje político" al Gobierno turco, confiando en que las negociaciones entre las dos naciones puedan comenzar de nuevo.

Turquía, Estado laico pero de abrumadora mayoría musulmana, admite que muchos cristianos armenios murieron durante la Primera Guerra Mundial a manos de las tropas otomanas, pero niega que la cifra ascienda a 1,5 millones y que fuera un exterminio planificado.

De cara al centenario de esta masacre, tanto el Papa como la UE han urgido a Turquía a admitir los hechos, pero el país euroasiático ha respindido exigiendo declaraciones similares por parte de otras naciones, como Austria.

Se espera que decenas de delegaciones gubernamentales, incluidas de Estados Unidos, Francia, Rusia, Serbia y Chipre asistan a la ceremonia prevista para este viernes con motivo del centenario. Sarksyan ya ha pedido a todas ellas que usen el término genocidio.

Para leer más