Al Bashir proclama que ha "derrotado" al TPI

Publicado 13/12/2014 17:24:00CET

JARTUM, 13 Dic. (Reuters/EP) -

El presidente de Sudán, Omar Hasán al Bashir, ha reivindicado que ha "derrotado" al Tribunal Penal Internacional (TPI) ante la decisión de la corte de paralizar la investigación sobre presuntos crímenes de guerra perpetrados durante el conflicto de la región sudanesa de Darfur.

Al Bashir imputó en 2009 a Al Bashir por crímenes de guerra y contra la Humanidad por su responsabilidad en la represión de la revuelta de grupos no árabes de Darfur. Sin embargo, el viernes, la fiscal jefe del TPI, Fatou Bensouda, anuncio que se paralizaba la investigación contra Al Bashir por falta de apoyo del Consejo de Seguridad, el único organismo con capacidad para obligar a Al Bashir y a los demás acusados a ser procesados.

"Querían ponernos de rodillas ante el Tribunal Penal Internacional, pero el TPI se ha puesto manos arriba y ha reconocido su derrota", ha afirmado Al Bashir en un duro discurso en el que ha reivindicado la firmeza contra los grupos armados de Darfur. "El pueblo sudanés ha derrotado al TPI y ha rechazado entregar a ningún sudanés a los tribunales coloniales", ha añadido.

Además de Al Bashir, también están acusados el ministro de Defensa, Abdel Raheem Muhammad Hussein; el exministro del Interior Ahmed Haroun; y el líder de la milicia Janjaweed, Ali Kushayb. Ninguno de ellos ha sido detenido y China impide cualquier nueva iniciativa con su derecho a veto en el Consejo de Seguridad.

Bensouda reprochó el viernes que la pasividad del Consejo de Seguridad "fomentará otros crímenes y brutalidades". "No me ha quedado más alternativa que paralizar las actividades de investigación en Darfur y dedicar los recursos a otros casos urgentes", dijo la fiscal.

Según Naciones Unidas, cerca de 300.000 personas han sido asesinadas y otros dos millones han tenido que huir de sus hogares durante los once años de conflicto entre el Gobierno y los rebeldes de Darfur. El Gobierno sudanés cifra el número de muertos en 10.000.

CONTRA LA OPOSICIÓN Y LOS REBELDES

En su discurso, Al Bashir ha aprovechado para cargar contra la oposición ante la cercanía de las elecciones presidenciales y legislativas que se celebrarán en abril del año própximo. De hecho, la oposición ha optado mayoritariamente por no concurrir a las urnas ante el clima de persecución.

Al Bashir ha advertido de que no se firmen acuerdos con los rebeldes y les ha instado a marcharse del país con los "traidores". En ese sentido, se ha negado a incluir a los rebeldes de Darfur en las negociaciones abiertas con los separatistas del sur del país.

"No va a haber un nuevo acuerdo (de paz) en Darfur. No vamos a juntar Kordofán del Sur y Nilo Azul con Darfur. No hay relación entre estas dos regiones", ha insistido Al Bashir.

El pasado marte se rompieron las negociaciones entre el Gobierno y las milicias del sur del país, rémora de la guerra que culiminó hace tres años con la secesión de Sudán del Sur, después de que los rebeldes exigieran incluir a sus aliados darfuríes.

"Este año no va a haber más rebeliones. Las Fuerzas Armadas están preparadas. Acogemos con los brazos abiertos a los que estén listos para la paz, pero no vamos a esperarles eternamente. Todo tiene un límite", ha argumentado.

Para leer más