Actualizado 17/05/2007 01:43 CET

Bolivia/Chile.- Bolivia y Chile evaluarán sus acuerdos de paz incluida la demanda de salida al mar de los bolivianos

LA PAZ, 16 May. (EP/AP) -

La IV reunión de trabajo de Asuntos Bilaterales entre Bolivia y Chile comenzará este jueves con el análisis de asuntos técnicos y de los acuerdos de Paz, entre los que se incluirá la tradicional demanda boliviana a Chile para optar a una salida al mar, la cual perdió en la guerra que tuvo lugar hace ya más de un siglo, según informó este miércoles el ministerio de Asuntos Exteriores boliviano.

La IV Reunión de Trabajo sobre Asuntos Bilaterales comenzará mañana jueves con un análisis de varios asuntos técnicos entre ambos países. Ya el viernes los viceministros de Asuntos Exteriores boliviano, René Fernández y chileno, Alberto van Klaveren conversarán sobre "asuntos políticos", expuso Fernández a periodistas y añadió que la delegación chilena compuesta por 17 personas ya se encuentra desde hoy en la capital boliviana de La Paz. Además el viceministro concretó que Klaveren llegará este jueves.

Los dos países "revisarán el avance de la agenda sin exclusiones que comprende 13 puntos, la misma que fue elaborada en julio del año pasado, donde se incluye el tema de la reintegración marítima boliviana, que hasta ese entonces Chile se negaba a reconocer", dijo su vez el ministerio de Asuntos Exteriores en un comunicado.

Otros asuntos de la agenda que se abordarán serán el control fronterizo, los programas de cooperación en varias áreas así como el intercambio de información para el combate del contrabando.

La reunión se produce en el mejor momento en las relaciones entre ambos países que desde 1987 no mantenían contacto diplomático a nivel embajadores después de que fracasara un intento de negociación sobre la demanda marítima boliviana.

Desde que los presidentes de Bolivia, Evo Morales, y de Chile, Michelle Bachelet, asumieron el Gobierno de sus países, las relaciones bilaterales cobraron impulso con encuentros a todos los niveles que según los bolivianos tratan de alcanzar un clima de confianza mutua que permita en el futuro afrontar temas más complicados como la citada salida al mar para ese país.