Bruselas mantiene la exención de visados a EEUU pese a que Washington sigue sin aceptar reciprocidad

Dimitris Avramopoulos, comisario europeo
UNIÓN EUROPEA - Archivo
Publicado 19/12/2018 18:06:57CET

BRUSELAS, 19 Dic. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Europea ha dicho este miércoles que sigue creyendo que el "diálogo diplomático" y la "cooperación" son las mejores herramientas para convencer a Washington para que aplique la exención de visados a los nacionales de Bulgaria, Rumanía, Polonia, Croacia y Chipre, como hace con el resto de países de la Unión Europea (UE), y cumpla así con el principio de reciprocidad que ignora desde hace varios años.

"Es una prioridad para nosotros, por la que hemos intensificado los contactos en los últimos años", ha declarado el comisario de Interior y e Inmigración, Dimitris Avramopoulos, quien ha asegurado que ha abordado el asunto "en cada una de las reuniones" que ha mantenido con altos cargos norteamericanos.

Según ha defendido Avramopoulos, los cinco países afectados han realizado "buenos avances" para cumplir con las exigencias que plantea Estados Unidos para incluirles en la lista de países cuyos nacionales pueden viajar al país sin necesidad de visado.

Las reglas de la Unión Europea prevén un mecanismo para suspender la exención de visados en el caso de países que no cumplen con las condiciones del acuerdo, por ejemplo con el principio de reciprocidad.

Sin embargo, el Ejecutivo comunitario se resiste a dar este paso, porque considera que tendría "un impacto negativo considerable" tanto para Estados Unidos como para la UE, ha dicho el comisario, que ha expresado la disposición de Bruselas de "seguir trabajando" con los Estados miembros afectados y Washington para corregir la situación.

La Unión Europea exime de la obligación de visado de corta duración a los ciudadanos estadounidenses que pisan territorio comunitario, pero Estados Unidos mantiene este requisito para entrar en el país a los nacionales de cinco Estados miembros a los que reclama cambios en materia de seguridad y otros.

El comisario ha apuntado que es el "único caso" en el que un país tercero sigue pidiendo visados a ciudadanos comunitarios para acceder a su territorio, tras resolver recientemente un conflicto similar con Canadá que afectaba a Bulgaria y Rumanía.

La UE también ha firmado recientemente acuerdos para eliminar la obligación de visados con Australia, Brunéi y Japón.

Según el mecanismo de reciprocidad, si un tercer país no levanta la exigencia de visado en un plazo de 24 meses desde que se le notifica la no reciprocidad, la Comisión Europea está obligada a aprobar la reintroducción de los visados para sus nacionales durante un año, una medida que puede ser objetada tanto por el Consejo como por la Eurocámara.

El Ejecutivo comunitario cumplió el primer paso del proceso el 12 de abril de 2014, cuando notificó formalmente a Washington la no reciprocidad de los acuerdos de exención de visados, por lo que debería de haber actuado y suspender la exención en vigor desde el 12 de abril de 2016, algo que aún no ha hecho.