Publicado 07/11/2019 17:55:42 +01:00CET

La coalición naval liderada por EEUU en el golfo Pérsico abre un centro de mando en Bahréin

Buques de guerra en el golfo Pérsico
Buques de guerra en el golfo Pérsico - MARINA DE EEUU / MC3 JEFF ATHERTON - Archivo

MADRID, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

La coalición naval liderada por Estados Unidos en el golfo Pérsico, creada recientemente a raíz de varios ataques contra petroleros en la región, ha abierto este jueves un centro de mando en Bahréin, según ha anunciado la Quinta Flota de Estados Unidos.

"Hoy alcanzamos dos importantes hitos en el establecimiento de la sede de la Fuerza Especial de la Coalición Sentinel", ha dicho el comandante de la Quinta Flota y jefe del Mando Central de las Fuerzas Navales de Estados Unidos, Jim Malloy.

Así, ha detallado que la sede queda bajo el paraguas del Constructo de Seguridad Marítima Internacional (IMSC) --nombre de la citada coalición-- y que el comandante de la misma será Alvin Holsey.

La Quinta Flota ha destacado en su comunicado que "el IMSC fue establecido para disuadir las actividades malignas, promover la seguridad y la estabilidad marítima y garantizar la seguridad de navegación y el libre flujo comercial en aguas internacionales en el Golfo Pérsico, el estrecho de Ormuz, el estrecho de Bab el Mandeb y el golfo de Omán".

En este sentido, Malloy ha apuntado que el centro abierto en Bahréin --que acoge también la sede de la Quinta Flota-- "es un importante esfuerzo marítimo multinacional para incrementar la supervisión y la seguridad de puntos de paso clave en Oriente Próximo y garantizar la libertad de navegación ante los recientes acontecimientos en el Golfo Pérsico".

Malloy ha apuntado además que entre estas amenazas figuran ataques con minas, ataques con instalaciones petroleras en Arabia Saudí, el derribo de un dron estadounidense y la incautación de petroleros por parte de Irán.

"El centro de mando será un nudo central para permitir la coordinación de la información recopilada por nuestras armadas y socios en la industria para crear una imagen operativa compartida y expandir nuestro conocimiento del espacio marítimo", ha explicado.

"Estar unidos hoy demuestra el poder de las naciones unidas en apoyo a una misión común en respuesta a una amenaza demostrada", ha sostenido, en referencia a las acusaciones vertidas contra Teherán por los citados incidentes.

En el acto han estado presentes representantes de Arabia Saudí, Australia, Bahréin, Emiratos Árabes Unidos (EAU), Estados Unidos y Reino Unido.

Las tensiones entre Irán y Estados Unidos --aliado de Riad-- han ido en aumento durante los últimos meses, especialmente a raíz de la decisión de Washington de abandonar en mayo de 2018 el acuerdo nuclear firmado en 2015 y reimponer sanciones contra Teherán.

Asimismo, la situación en la región ha quedado marcada por los recientes ataques contra refinerías en Arabia Saudí, que Riad y Washington han achacado a Teherán pese a la reclamación de autoría por parte de los huthis. Irán ha rechazado cualquier responsabilidad.

Para leer más