Actualizado 30/06/2007 22:25 CET

Crónica UE.- Portugal asume mañana las riendas de la UE con la confianza de cerrar el Tratado pese a reticencias polacas

Sócrates confirma que proseguirán con las negociaciones de adhesión con Turquía pese a la oposición de Sarkozy

LISBOA, 30 Jun. (EUROPA PRESS) -

Portugal asume mañana la presidencia semestral de la Unión Europea con la confianza de cerrar definitivamente el nuevo Tratado en la cumbre informal que se celebrará en Lisboa el 18 y 19 de octubre pese a las reticencias de Polonia, cuyo primer ministro, Jaroslaw Kaczynski, ha pedido revisar el acuerdo sobre el sistema de voto alcanzado por los líderes europeos la semana pasada. El primer ministro portugués, José Sócrates, ha confirmado que su intención es proseguir las negociaciones de adhesión con Turquía pese a la oposición del presidente francés, Nicolas Sarkozy.

Sócrates atribuyó a un "malentendido" las declaraciones de Kaczynski, que quiere que durante la conferencia intergubernamental (CIG) que redactará el texto del Tratado se precise un mecanismo, basado en el denominado 'compromiso de Ioannina', que permite a una minoría de países retrasar una decisión aunque no tengan votos suficientes para vetarla. El Gobierno polaco pretende que la paralización dure hasta dos años.

"Esto sólo puede ser un malentendido que se aclarará rápidamente porque no éramos 26 sino 27 alrededor de la mesa", aseguró Sócrates en rueda de prensa. Señaló que no cree que "Polonia sea un socio más difícil que cualquier otro" y que no contribuirá a presentar al Gobierno de Varsovia como "el malo de la película". "No creo que ningún país quiera poner en peligro el acuerdo", recalcó, aunque admitió que durante la CIG pueden surgir "dificultades" y explicó que la presidencia portuguesa tratará de resolverlas conforme se presenten.

"No tengo ninguna duda de que el Tratado se discutirá y aprobará en Lisboa", sentenció. La intención de la presidencia portuguesa es presentar un primer borrador del Tratado a los ministros de Asuntos Exteriores de la UE en su reunión del 23 de julio, fecha en que se lanzará la CIG, según dijo el ministro de Asuntos Exteriores, Luis Amado. Los temas políticos pendientes se abordarán en la reunión informal de jefes de la diplomacia de los 27 los días 7 y 8 de septiembre en la localidad portuguesa de Viana do Castelo, antes del acuerdo final en la cumbre de octubre. Portugal todavía no ha adoptado ninguna decisión sobre cuándo se firmará el texto.

TURQUÍA, RUSIA Y KOSOVO

Por lo que se refiere a las negociaciones de adhesión con Turquía, Sócrates enfatizó que está en juego la "credibilidad" de la Unión Europea y otras "cuestiones estratégicas" como "la relación con el mundo islámico". "Al abordar el tema turco debemos ser en primer lugar leales a lo que hemos prometido (...) Vamos a abrir nuevos capítulos y estoy seguro de que todos los líderes europeos estarán de acuerdo con esto", dijo el primer ministro portugués.

En todo caso, admitió que si Sarkozy insiste en celebrar un debate sobre las fronteras en la UE en la cumbre de diciembre, la propuesta se discutirá. "Estoy seguro de que todos los líderes políticos actuarán de manera responsable para defender el prestigio y la credibilidad de Europa", apuntó.

Otro reto en materia de política exterior lo constituirán las relaciones con Rusia, y la receta de Sócrates para "reducir el nivel de tensión" de los últimos meses sobre cuestiones como el escudo antimisiles de EEUU o el embargo de Moscú a la carne polaca es "negociar con realismo y pragmatismo". A su juicio, las relaciones entre la UE y Rusia no pueden basarse en "juicios morales" porque eso lleva sólo a la "confrontación" y a la "ausencia de diálogo".

Por su parte, el ministro portugués de Asuntos Exteriores, Luis Amado, destacó la importancia de encontrar un acuerdo sobre el estatuto definitivo de Kosovo con una resolución de Naciones Unidas que respalde el plan diseñado por su enviado, Martti Ahtisaari, sobre una independencia tutelada. Amado consideró fundamental "mantener la cohesión" de la UE sobre este tema y no convertirse en "rehenes" de la amenaza de veto de Rusia en el Consejo de Seguridad. A su juicio, si se logra la resolución "controlaremos el problema" pero si no es así "será complicado de gestionar".

REFUERZO DE FRONTEX

En materia de Justicia e Interior, las prioridades de la presidencia portuguesa serán reforzar la Agencia Europea de Control de Fronteras (FRONTEX) para luchar contra la inmigración ilegal y mejorar los instrumentos de la UE en la lucha contra el terrorismo.

"FRONTEX tiene que estar equipado con recursos navales y aéreos para que las fronteras estén controladas. (...) No hay un objetivo cuantificable, pero hay una intención firme de reforzar la agencia FRONTEX", explicó el ministro portugués del Interior, Rui Pereira, para quien los países de la UE son cada vez más conscientes de "la necesidad de compartir responsabilidades en relación con las fronteras".

En cuanto al capítulo de Economía y Finanzas, el ministro responsable, Fernando Teixeira dos Santos, explicó que la presidencia quiere aprobar una directiva europea que vincule el nivel de impuestos sobre los coches a las emisiones de CO2, en línea con lo aprobado por el Congreso español la semana pasada, de manera que los vehículos más contaminantes paguen más.

Lo más leído

  1. 1

    Detenido el bailarín Rafael Amargo por organización criminal y tráfico de drogas

  2. 2

    El Gobierno elimina el recorte del 20% en las retribuciones de los militares en la reserva a los 63 años

  3. 3

    El sector de eventos y espectáculos anuncia nuevas movilizaciones el próximo 11 de diciembre

  4. 4

    Gloria Camila manda un mensaje a Asraf tras su actitud con Isa Pantoja

  5. 5

    El dañado radiotelescopio de Arecibo se viene abajo