Cuba.- Detienen a varios jóvenes que llevaban una pulsera en la que se leía "cambio" en La Habana

Actualizado 02/11/2007 5:37:36 CET

LA HABANA, 2 Nov. (EP/AP) -

La policía cubana rodeó hoy a un grupo de jóvenes que llevaban pulseras de hule con la palabra "cambio", los detuvo durante horas y finalmente los liberó sin imputarles ningún cargo, según indicó hoy un activista de los Derechos Humanos.

El incidente ocurrido el lunes pasó casi desapercibido en la isla, pero tres días después generó intensas protestas en Washington, donde altos funcionarios y críticos del Gobierno cubano denunciaron que al menos 70 jóvenes fueron arrestados, lo que consideraron como una muestra de la necesidad de un cambio democrático en el país.

El director de la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional, con sede en La Habana, Elizardo Sánchez, comentó que un número no determinado de jóvenes de diversas edades portaban los brazaletes cuando fueron detenidos y trasladados a una comisaría en el centro de La Habana. Sánchez explicó que no se han interpuesto cargos formales contra ellos y que la mayor parte del grupo fue puesto en libertad poco tiempo después, pero que algunos podrían haber permanecido detenidos hasta la madrugada del martes.

En Washington, el secretario de Comercio, Carlos Gutiérrez, indicó hoy que 70 cubanos fueron arrestados, e indicó que él mismo lleva la pulsera de "cambio" a diario para apoyar a los cubanos que anhelan la democracia en la isla. "Su detención injustificada es exactamente la razón por la que Cuba necesita cambiar ahora", manifestó Gutiérrez, un estadounidense de origen cubano y copresidente de la Comisión para la Asistencia a una Cuba Libre, perteneciente a la Casa Blanca. "El pueblo cubano merece que concluyan estas tragedias", añadió.

Sánchez también alegó que "no podía confirmar ni negar" el que fuesen 70 las personas arrestadas. El Gobierno cubano, que tolera la existencia de la comisión de Sánchez y otras organizaciones disidentes, aunque las considera grupos "mercenarios" de Estados Unidos, no ha emitido comentarios al respecto.

Los críticos del Gobierno comenzaron a usar las pulseras de "cambio" hace varios años, señaló Sánchez. Es frecuente ver a disidentes que las portan en las reuniones con periodistas extranjeros, aunque el movimiento parece tener pocos seguidores entre la población en general.