Actualizado 30/12/2019 11:04 CET

Las fuerzas de Turquía detienen a cien supuestos miembros de Estado Islámico

Un policía turco desplegado ante el palacio presidencial en Estambul
Un policía turco desplegado ante el palacio presidencial en Estambul - REUTERS / ALKIS KONSTANTINIDIS - Archivo

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

La Policía de Turquía ha detenido este lunes a cien personas presuntamente relacionadas con el grupo terrorista Estado Islámico en redadas realizadas en todo el país en vísperas de Año Nuevo, según ha informado la agencia estatal Anatolia.

Según estas informaciones, las operaciones en la capital, Ankara, han permitido detener a 33 sospechosos --30 iraquíes, dos sirios y un marroquí--, mientras que las fuerzas turcas continúan buscando a otras 20 personas.

Asimismo, unos 400 agentes han participado en la operación realizada a las 5.00 horas en Batman (sureste), durante la que han sido detenidas 22 personas en registros simultáneos en varios domicilios, durante los que además se han incautado de armas, munición y documentos.

La Policía ha detenido además a nueve iraquíes en operaciones en la provincia de Kayseri (centro), mientras que cuatro sirios y dos iraquíes han sido detenidos en Adana.

A ellos se suman 16 detenidos en la provincia de Bursa (noroeste) y catorce en la provincia de Samsun (norte), en una serie de operaciones simultáneas en los distritos de Atakum, Canik e Ilkadim, tal y como ha recogido el diario local 'Daily Sabah'.

Las autoridades turcas, que declararon a la organización como un grupo terrorista en 2013, han llevado a cabo centenares de operaciones contra Estado Islámico en los últimos años.

Desde entonces, más de 300 personas han perdido la vida y cerca de 200 han resultado heridas en Turquía en ataques reivindicados por el grupo yihadista.

Entre los atentados ejecutados por Estado Islámico en el país figura el perpetrado el 1 enero de 2017 contra el club Reina de Estambul durante la fiesta de Nochevieja, en el que murieron 39 personas.

El Gobierno turco ha prometido que repatriará a la mayoría de los detenidos de Estado Islámico a sus países de origen antes de que termine el año. Ankara ha acusado a sus aliados europeos en ser demasiado lentos a la hora de recibir de vuelta a sus ciudadanos que viajaron a Oriente Próximo para combatir en las filas de Estado Islámico.

Para leer más