EEUU condena la ocupación de Mosul por el ISIS y respalda una "respuesta fuerte y coordinada" ante la agresión

Actualizado 10/06/2014 19:38:12 CET

WASHINGTON, 10 Jun. (Reuters/EP) -

Estados Unidos ha condenado este martes la toma de la ciudad iraquí de Mosul por parte de milicianos del Estado Islámico de Irak y Siria (ISIS) y ha expresado su respaldo a una "respuesta fuerte y coordinada para repeler esta agresión", ofreciendo su ayuda al Gobierno de Irak.

"Estados Unidos está profundamente preocupado por los acontecimientos que se han producido en Mosul en las últimas 48 horas donde elementos del Estado Islámico de Irak han tomado partes significativas de la ciudad. La situación sigue siendo extremadamente seria", ha afirmado la portavoz del Departamento de Estado, Jen Psaki, en una declaración.

Psaki ha añadido que altos cargos estadounidenses tanto en Washington como en Bagdad están siguiendo de cerca a los acontecimientos en coordinación con el Gobierno iraquí así como con líderes iraquíes de todo el espectro político, incluidos kurdos.

Según la portavoz, Washington "apoya una respuesta fuerte y coordinada para repeler esta agresión". "Estados Unidos prestará toda la asistencia adecuada al Gobierno de Irak en virtud del Acuerdo Estratégico Marco para ayudar a garantizar que estos esfuerzos triunfan", ha agregado.

La captura de Mosul, la segunda ciudad de Irak, por las fuerzas del ISIS se produce tras cuatro días de enfrentamientos en esta ciudad y ataques en otras ciudades. "El ISIS sigue cobrando fuerza por la situación en Siria, desde donde traslada a reclutas, municiones sofisticadas y recursos para combatir en Irak", ha resaltado Psaki.

"Debería estar claro que el ISIS no es solo una amenaza para la estabilidad de Irak, sino una amenaza para toda la región. Esta creciente amenaza ejemplifica la necesidad de que los iraquíes de todas las comunidades trabajen juntos para hacer frente a este enemigo común y aislar a estos grupos milicianos de la población en su conjunto", ha remachado.

REACCIÓN DE BAN KI MOON

Por su parte, el secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, se ha mostrado "gravemente preocupado" por el deterioro de la situación de seguridad en Mosul.

"El secretario general insta a todos los líderes políticos a demostrar unidad nacional frente a las amenazas a las que se enfrenta Irak, que solo pueden ser abordadas sobre la base de la Constitución y en el marco de un proceso político democrático", ha afirmado su portavoz, Stephane Dujarric, que ha precisado que la Misión de Asistencia de la ONU para Irak está dispuesta a apoyar estos esfuerzos.