Actualizado 17/02/2007 21:01 CET

EEUU/Irak.- La senadora Clinton expresa su deseo de acabar con la Guerra en Irak, independientemente de su voto del 2002

DOVER (NEW HAMPSHIRE), 17 Feb. (EP/AP) -

La senadora Hillary Rodham Clinton expresó ante el electorado de de New Hampshire que terminar la guerra en Irak es más importante que si se repudia o no su voto en el 2002, en el que autorizó al presidente Bush el uso de la fuerza militar en ese país.

La senadora, la favorita de su partido en repetidas encuestas para acceder a la Casa Blanca, se ha enfrentado a numerosas peticiones para que dijera que su voto fue un error.

Uno de sus rivales, el ex senador John Edwards, se desasoció púlbicamente de su voto. El también candidato demócrata Barack Obama se ha opuesto a la guerra desde el inicio. El senador por Illinois no estaba en el Congreso cuando se emitió el voto que autorizó la guerra.

El sábado, un profesor de la Universidad de New Hampshire le preguntó a Clinton por qué se rehusó a ofrecer disculpas por haber votado para dar a Bush autoridad para ordenar la invasión de marzo del 2003.

"Asumo la responsabilidad por mi voto. Fue un voto sincero basado en los hechos y confirmaciones que teníamos en ese momento. Obviamente no volvería a votar de nuevo de ese modo si supiera lo que ahora sabemos", respondió, en la misma explicación que ha ofrecido otras veces.

Después añadió, en clara referencia a sus rivales, que "si lo más importante para cualquiera de ustedes es elegir a alguien que no haya votado en ese sentido o que haya dicho que su voto fue un error, entonces hay otros a quienes pueden elegir. Pero para mí, lo más importante es intentar detener la guerra".