La enfermera víctima de una broma telefónica se suicidó, según una investigación

Actualizado 05/07/2015 4:52:42 CET

LONDRES, 12 Sep. (Reuters/EP) -

La enfermera del hospital Edward VIII que apareció muerta tras responder a una llamada telefónica de dos presentadores de radio durante el primer embarazo de Kate Middleton se suicidó, según ha concluido la investigación.

Jacintha Saldanha, una mujer de 46 años de origen indio, apareció ahorcada el 7 diciembre de 2012, tres días después de responder a una llamada de Mel Greig y Michael Christian, dos presentadores de radio australianos que se hicieron pasar por la reina Isabel y el príncipe Carlos.

La investigación ha concluido que Saldhana se quitó la vida. "La broma telefónica estaba claramente presente en su mente", ha dicho la forense Fiona Wilcox sobre su suicidio.

Una de los presentadores, Greig, ha viajado hasta Londres para conocer el veredicto del Tribunal Superior de Londres. Greig ha enviado un comunicado a la familia en el que se ha mostrado "profundamente arrepentida" y ha asegurado que siempre tendrá presente este episodio.

Fiona Barton, en representación del hospital, ha asegurado que las siguientes llamadas habían sido respondida casi con total seguridad por Saldanha. "Si respondió esas llamadas, podría haber sufrido más estrés cuando se dio cuenta de que era una broma de una radio", ha dicho Barton.

Saldanha pasó la llamada a otra compañera que desveló los detalles de la nuera del príncipe Carlos durante los primeros meses del embarazo. Según las autoridades, la broma telefónica se produjo a las 5.30. Tras esta llamada, se realizaron otras cuatro desde el estudio de la estación de radio 2Day FM para pedir permiso para emitir la conversación.

El año pasado, los fiscales británicos aseguraron que los dos australianos no se enfrentarían a ningún cargo por la muerte de la enfermera, madre de dos hijos.

El marido de Saldanha, Benedict Barboza, ha dicho que su mujer estaba feliz y alegre antes del incidente. Barboza ha confirmado que su mujer no sufría estrés y ni depresión.

Para leer más